Bomberos de Sevilla, durante el Pleno en el que se ha reconocido a dos compañeros fallecidos
Bomberos de Sevilla, durante el Pleno en el que se ha reconocido a dos compañeros fallecidos - RAÚL DOBLADO
NOMENCLATOR

Cinco sevillanos muy queridos tendrán calle en la ciudad

El Pleno aprueba dedicar vías a una política, un cofrade, un historiador, dos bomberos y un representante vecinal

SEVILLAActualizado:

El historiador americanista Luis Navarro García tendrá una glorieta con su nombre en Sevilla ante el Archivo de Indias para honrar su trayectoria profesional. Así lo ha aprobado el Pleno del Ayuntamiento de Sevilla por unanimidad. El enclave cuenta con una fuente flanqueada por estructuras de mármol, situada en el centro de los jardines frente al edificio histórico en el que tantas horas de trabajo ha pasado.

El profesor Navarro es el único que podrá descubrir personalmente la placa con su nombre. Junto a esta nueva denominación, se han declarado otras cuatro dedicadas a otras personalidades de la ciudad. La última de ellas, la dedicada a la exconcejala del PP Lola Meléndez, fallecida el pasado mes de octubre. Estará situada en el distrito Los Remedios, justo en el paseo de entrada al Parque de los Príncipes, a la altura de la calle Santa Fe.

La siguiente rotulación recordará la memoria del líder vecinal Antonio Pozuelo Méndez, quien dará nombre a la plaza situada frente a la iglesia de San Luis y San Julián, en el barrio de Rochelambert. En el distrito Triana se hará un bonito recuerdo al popular capataz Salvador Dorado «El Penitente», fallecido hace 27 años. Se trata de la plazuela que se encuentra al final de la calle Alfarería y que en los próximos días lucirá la placa con el nombre de tan recordado cofrade.

Por último, el Pleno del Ayuntamiento ha aprobado la solicitud de la plaza Bomberos del Toro y Rivero que fue elevada por la propia Delegación de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores del Ayuntamiento de Sevilla, y ha sido el alcalde, Juan Espadas, el encargado de glosar la historia de estos dos bomberos que hace 50 años, sin estar de servicio pero ayudando a sus 28 compañeros, perdieron la vida durante el devastador incendio de Almacenes Vilima. Este espacio se encuentra ubicado en la avenida de Cádiz, delante de la antigua estación que actualmente está en obras para su remodelación.