Real Madrid

Isco, el salto adelante: «Zidane es el culpable de mi evolución»

El malacitano es hoy un jugador que marca goles, práctico, con su regate enfocado al área, y se ha convertido en una figura

Actualizado:

Llegó en 2013 por un precio de 30 millones y hoy está valorado en 100 millones. Se llama Francisco Alarcón, su nombre deportivo es Isco y ha renovado por el Real Madrid hasta los 30 años, hasta 2022. «Estoy muy contento de estar en este club y de continuar otros cinco años. Espero acabar mi carrera en el club más grande de la historia, donde he cumplido mis sueños de la niñez, ganar Champions, ganar la Liga, jugar con España».

«Con Zidane he jugado más arriba, como hacía antes, disparo más a puerta y doy pases dentro del área»

El malacitano fue un titular sin sitio fijo en el equipo hasta que ha dado un paso adelante en su carrera. Ha sido con «Zizou» cuando ha pasado a ser un jugador práctico, que enfoca su regate a la creación directa de gol y que por fin se atreve a soltar su disparo para marcar más goles que nunca. ABC le preguntó quien es el culpable de ese paso adelante en su madurez como futbolista. Y fue claro. «El culpable es Zidane. Me ha hecho jugar más arriba, como hacía antes, y es verdad que ahora disparo más a puerta y doy más pases dentro del área. El míster es el culpable, siempre confió en mí». La consecuencia de ello es que, hoy, Isco es uno de los puntales del plan futuro.

«Estoy orgulloso de saber tener paciencia y de dar lo máximo cuando las cosas no iban bien, para demostrar mi calidad»

Gracias a ese cambio, Isco es hoy titular. Con su fútbol ganó el Real Madrid la Champions y la Liga. Con su calidad ha pasado a ser el cuarto centrocampista. Con su rendimiento ha obligado al entrenador a aplicar para siempre un 4-4-2. Es el sistema táctico que ha permitido a Zidane y al club conquistar el doblete Liga-Champions, un reto que la entidad no ha conseguido habitualmente. «Estoy orgulloso de haber tenido paciencia en los momentos duros, cuando no jugaba tanto. Y estoy orgulloso de haber dado entonces lo mejor de mí para demostrar mi calidad».

Isco tenía muchas ofertas de la Premier y ha elegido el Real Madrid. «Nunca escuché esas ofertas. Siempre quise seguir en este club. Ya dije el año pasado que esperaría al final de la temporada, porque nos jugábamos la Liga y la Champions, para renovar después. Así ha sido».

Analizó los mejores y peores momentos en estos cuatro años, en los que ha ganado tres Champions, una Liga, tres Supercopas de Europa, una Supercopa de España, dos Mundiales de Clubes y una Copa del Rey: «El mejor momento fue ganar la décima Champions en Lisboa, porque hacía mucho tiempo que el club no la conseguía. Y el peor, la lesión que tuve al principio de la campaña pasada, que me impidió estar antes con el equipo».