Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
CÁDIZ - JEREZ | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Martes, 16 septiembre 2014

Más Actualidad

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
Querido doctor Francisco Giner Martínez: cuando yo empecé con esta enfermedad pensé: ¿Qué me pasa?, ¿ando mucho por la playa? (era verano), ¿estrés?, ¿me he fastidiado los pies? Pero... ¿y mis manos, muñecas, rodillas hombros ? Tanto y tanto dolor no comprendía, me sentía un trasto. Todo lo seguía achacando al estrés, mi hijo se casaba, fui a cuidar a mi nieto a Córdoba encontrándome mal. Pero mis articulaciones se inflamaban y dolían ¡Caramba si dolían!
Mi hija María (médico) algo debió de verme cuando la boda de mi hijo pasó. Ella haciendo el MIR en el Hospital Reina Sofía de Córdoba, me dijo: «Mamá aquí hay un médico reumatólogo muy bueno y quiero que te vea». Efectivamente fui a su consulta y Paco, ¿fuiste ese milagro esperado! Con tu sabiduría y medicación, que la llevo a rajatabla, me paraste, de momento, la enfermedad. Gracias a ti , querida hija María, que supiste esclarecer qué me sucedía, y a que tanto Jose como tú, me admitiéseis en vuestra casa mientras me ponían el tratamiento.

Paco, estoy hecha una atleta y cuando me haces el test de reconocimiento de cómo me encuentro siempre te digo, negativo, negativo. Espero que algún día vengas a San Fernando a dar una conferencia magistral sobre la artritis. Te esperamos. Con todo mi agradecimiento.

Florita Ruiz Ballesteros. San Fernando
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios

Busco trabajo

Primer empleo

Buscar
Videos de ESPAÑA
más videos [+]
ESPAÑA
Vocento
SarenetRSS