Domingo Villero
Domingo Villero
Dimisión de Domingo Villero

Domingo Villero: «Me siento totalmente engañado por Ciudadanos»

El político cursa su baja en la formación naranja tres meses después de la toma de posesión pero seguirá como concejal del Grupo No Adscrito

Nuria Agrafojo
CádizActualizado:

Apenas tres meses han sido suficientes para disipar las dudas sobre la estrategia política emprendida por Ciudadanos en el Ayuntamiento de Cádiz. La elección de Domingo Villero como cabeza de lista de la formación naranja en sustitución de Juan Manuel Pérez Dorao ha acabado, precisamente, como acabó la anterior legislatura, con el portavoz en el Grupo No Adscrito del Ayuntamiento de Cádiz.

Las desavenencias internas con la dirección del partido han vuelto a salir a flote para dejar a Ciudadanos en una posición complicada y con sus fuerzas mermadas de cara a un futuro próximo. La decisión de Villero de darse de baja del partido, renunciando a la portavocía, y pasándose al Grupo Mixto del Ayuntamiento de Cádiz, vienen a refrendar las críticas del anterior portavoz hacia una estrategia que el propio Pérez-Dorao consideraba errónea e injustificada.

Parece que el tiempo le da ahora la razón al anterior cabeza de lista, que por entonces fundamentó sus críticas en los mismos intereses partidistas que han llevado a Villero a criticar la formación y a quien el partido ha pagado con la misma moneda. Así lo reconocía un Domingo Villero que se considera «totalmente engañado» por el partido.

En este sentido, ha explicado: «Cuando acepté liderar la lista, me propuse con ingenuidad cumplir con un proyecto político respaldado por principios en los que yo creía, como la regeneración democrática, la pluralidad y la transparencia, pero, sobre todo, en los beneficios y el bienestar para Cádiz y los gaditanos». Sin embargo, el político ahora del Grupo No Adscrito, argumentó que «tras meses de actividad, existen evidentes contradicciones entre los intereses del partido y los de Cádiz. Desde el principio vengo observando y sufriendo que hay otra serie de intereses y si el proyecto para el que a mí me llamaron cambia, me siento con la libertad de ser yo ahora el que me abandone».

El último Pleno

Al respecto, hizo alusión a algunas de las iniciativas que se abordaron durante la celebración del Pleno del pasado viernes. «Hay posiciones que comprometían el interés general de Cádiz con intereses partidistas», añadió.

Según el exportavoz, «yo no voy a anteponer esos intereses a los de Cádiz. He tenido una amarga experiencia con el aparato orgánico del partido por no ajustarse al proyecto inicial y por mucho que he intentado reconducirlo, no he podido», aseveró, a la vez que defendió su marcha al Grupo Mixto, «para responder así a la confianza que me han brindado los gaditanos que me votaron», apostilló. De hecho, el político agregó: «Les aseguro que desde hoy me siento libre para defender Cádiz con ilusiones renovadas».

Villero ha asegurado que renunciará a la cuantía económica que percibía como portavoz de Ciudadanos, así como a los recursos que le brindaba el Ayuntamiento de Cádiz para llevar a cabo su labor política.

Poco se sabe de momento sobre el futuro de las otras dos ediles que conforman el grupo municipal de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Cádiz. En principio, ha llamado la atención la comparecencia, en solitario, del exportavoz de Ciudadanos, por lo que deja entrever que puede haber disparidad de criterios entre los miembros de la formación. Algo que no ocurrió en la anterior legislatura, cuando Juan Manuel Pérez-Dorao y María Fernández Trujillo decidieron tomar el camino por sus desencuentros con el partido, formando los dos parte del Grupo Mixto.

De momento, Ciudadanos se quedará con solo dos ediles, con Lucrecia Valverde y Carmen Fidalgo.