Familiares y autoridades municipales durante el acto de homenaje en la calle Monjas
Familiares y autoridades municipales durante el acto de homenaje en la calle Monjas - A. H.
Lebrija

El Lebrijano ya se codea con sus vecinos más ilustres

El Ayuntamiento de Lebrija descubre una placa en la calle Monjas junto a lebrijanos insignes como Elio Antonio de Nebrija, Juan Díaz de Solís o Antonio Caro Bellido

Alejandro Hernández
LebrijaActualizado:

El cantaor flamenco Juan Peña el Lebrijano, fallecido hace dos años, ha entrado oficialmente en el universo de los vecinos más insignes en la historia de Lebrija con la placa que el Ayuntamiento ha descubierto en la emblemática calle Monjas, conocida popularmente como el «callejón de las monjas». El nombre de Juan Peña se codea en la céntrica calle con el de lebrijanos ilustres como Elio Antonio de Nebrija, autor de la primera gramática castellana en 1492; Juan Díaz de Solís, el primer europeo en llegar al Río de la Plata en 1516; o Antonio Caro Bellido, historiador, profesor y arqueólogo fallecido en 2009. La placa, una loza gris sobre el pavimento, recoge el texto «Juan Peña el Lebrijano (1941-2016). Genial y universal cantaor flamenco».

Familiares amigos y autoridades municipales se reunieron en la calle Monjas para rendir homenaje a Juan Peña, del que el alcalde, José Benito Barroso, dijo que «sin Juan no se entiende Lebrija, sin Juan no se entiende el flamenco y cuando los lebrijanos salimos fuera y alguien nos pregunta de dónde somos, no sabemos explicarlo sin nombrar a Juan». Para el regidor «Juan Peña el Lebrijano y su arrolladora presencia son inagotables».

Además, el alcalde señaló que «la calle Monjas y Juan tienen algo mágico en común: contienen en su ADN buena parte de nuestra identidad como pueblo» y recordó que «cuando esta calle fue remodelada hace unos años creímos más que necesario hacer visibles los nombres de aquellas personas que han ido escribiendo la historia de Lebrija».

La placa de la calle Monjas en homenaje a Juan Peña el Lebrijano
La placa de la calle Monjas en homenaje a Juan Peña el Lebrijano - A. H.

Por parte de la familia del Lebrijano, su hijo, Juan José Peña, tuvo palabras de agradecimiento para el pueblo de Lebrija «por el cariño que siguen profesando hacia mi padre», rindiendo homenaje a su padre con la lectura de una emotiva redacción escolar en la que su hijo, Juan Francisco Peña, habla de su abuelo cuando aún estaba vivo del que subraya que «se ha destacado por ser muy innovador en sus formas» concluyendo que «es un miembro muy importante de mi familia. Me siento orgulloso de él y de su trayectoria».

Continúa la Caracolá

Este homenaje a Juan Peña el Lebrijano en conmemoración del segundo aniversario de su muerte se enmarca en la programación de la LIII Caracolá Lebrija que se inició el pasado 12 de julio y que concluirá el sábado 21 con la entrega, en el Teatro Municipal Juan Bernabé, a la bailaora lebrijana Concha Vargas del Caracol de Oro en el año en que cumple su cincuenta aniversario sobre los escenarios. Previamente, la bailaora presentará su espectáculo «50 años de Concha Vargas» el viernes 20, también en el teatro municipal, contando como artistas invitados con José Valencia, Anabel Valencia y Antonio Canales.

El sábado, tras la imposición del reconocimiento a la bailaora lebrijana, Samuel Serrano, Rancapino Chico, Pitingo e Isabel Bayón ofrecerán el espectáculo central de la LIII Caracolá Lebrijana que pondrá fin a diez días de cante, baile, toque, exposiciones y conferencias ofrecidos en diez espacios patrimoniales diferentes de la ciudad.