Susana Sarriá y Irene García en la dirección general de Navantia, en Madrid
Susana Sarriá y Irene García en la dirección general de Navantia, en Madrid - LA VOZ
INDUSTRIA

Mensaje de tranquilidad de Navantia y la SEPI a la presidenta de Diputación

La dirección de los astilleros confirma a Irene García que el Plan Estratégico traerá inversión y contratos a la Bahía de Cádiz

CÁDIZActualizado:

La carga de trabajo está asegurada en los astilleros de la Bahía o, al menos, es el mensaje que se trae de Madrid la presidenta de la Diputación, la socialista Irene García, tras el encuentro que ha mantenido este miércoles con los máximos responsables de SEPI y Navantia. La obra de las corbetas saudíes en el astillero de San Fernando, la culminación de los petroleros en Puerto Real y las expectativas que pesan sobre este astillero a medio plazo y las reparaciones en la planta de Cádiz aseguran estabilidad en el empleo.

El Plan Estratégico de Navantia traerá inversión y contrataciones a los astilleros de la Bahía de Cádiz, tanto para sus plantillas directas como para las empresas auxiliares. Ése es el mensaje principal transmitido por el presidente de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), Vicente Fernández, y la titular de Navantia, Susana Sarriá, a la presidenta de Diputación, Irene García, al término de una reunión celebrada en la sede de Navantia en Madrid.

En este encuentro Irene García ha recibido información sobre la actual situación de las factorías de Cádiz, Puerto Real y San Fernando y las perspectivas de futuro que se contendrán en el citado Plan Estratégico. Susana Sarriá y Vicente Fernández han explicitado que los astilleros gaditanos son "pieza clave" en la propia pervivencia de Navantia como grupo.

Irene García considera que la información aportada confirma la concepción de los astilleros de la Bahía de Cádiz como elementos esenciales de Navantia, además de valorar la nueva interlocución abierta entre los principales rectores del grupo público y una institución como Diputación que representa los intereses del conjunto de la provincia de Cádiz.

A tenor de las explicaciones recibidas "me voy con la satisfacción de percibir que SEPI, Navantia y el Gobierno de España quieren que los astilleros de la Bahía de Cádiz continúen como un motor económico de primer nivel tanto en carga de trabajo como en creación de empleo", expresó la presidenta de Diputación.

La dirección Navantia negocia en estos momentos con los representantes de los trabajadores el plan industrial de la compañía para lograr mayor eficacia y competitividad. Las conversaciones se centran ahora en la configuración de un convenio único que agrupe categorías y salarios. El objetivo es firmar el acuerdo antes de final de año para estrenar el 2019 con el denominado programa 'Astillero 4.0', que supone la reconversión del sistema de producción de los astilleros públicos.

En relación a la carga de trabajo, la dirección comercial de Navantia negocia con el astillero francés de Chantiers l'Atlantique, en la localidad gala de Saint Nazaire, un contrato para participar en la construcción de cruceros. Navantia presentará su oferta el mes que viene. Además, la compañía aguarda la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado para que Defensa defina sus inversiones navales. En este sentido, está prevista la contratación del tercer BAM y un buque de trransporte militar para el Ejército.