Entrada principal a la planta de Delphi, en el Trocadero, en Puerto Real
Entrada principal a la planta de Delphi, en el Trocadero, en Puerto Real - ANTONIO VÁZQUEZ
INDUSTRIA

Decepción sindical por el nuevo intento fallido de reactivar el suelo de Delphi

Los sindicatos reclaman que sean las administraciones públicas las que asuman la compra del terreno para proyectos industriales

CÁDIZActualizado:

Otra esperanza laboral que se pierde en Cádiz. Las dificultades económicas que ha encontrado la empresa Ebion European Energy Network SA para desarrollar su proyecto industrial en los antiguos terrenos de Delphi, en el polígono del Trocadero, en Puerto Real, han sembrado de decepción y desesperación a los sindicatos que han estado detrás de la reactivación de estos terrenos. Así, el exdelphi y secretario provincial de USO, Miguel Paramio, ha lamentado que los grandes anuncios de inversión que llegan a la Bahía se conviertan finalmente en «humo». En su opinión, la inversión proyectada por Ebion es «otro chasco para Cádiz porque detrás de su anuncio no hay nada». Paramio insiste en que no se pueden crear falsas esperanzas.

Ebion anunció el pasado febrero su interés por la compra del suelo de Delphi por 5,8 millones de euros, superando así a las ofertas que había sobre la mesa para adquirir este suelo industrial. La dirección de Ebion y los administradores concursales que gestionan los intereses de los acreedores que dejó el cierre de Delphi en la Bahía en 2007 llegaron entonces a un acuerdo de plazos para cristalizar la operación de compraventa. Se dieron seis meses para firmar la operación. En este tiempo, Ebion ha tratado si mucho éxito de reunir los fondos necesarios para afrontar esta inversión que, en su conjunto, suma más de 30 millones de euros.

Cabe recordar que la intención de Ebion, empresa especializada en la industria medioambiental, era destinar el complejo de Delphi a albergar, por un lado, una planta fotovoltaica y, por otro, a la puesta en marcha de una planta para el reciclaje de los residuos que generan los tanques de los barcos. Ebion solicitó para ello ayudas públicas con cargo al Plan Reindus de 2018, que gestiona el Ministerio de Industria, pero las dos solicitudes fueron desestimadas como avanzó ayer LA VOZ. No obstante, el presidente de Ebion, Jacobo Sartorius, ha aclarado a este periódico que fueron rechazadas por Industria por falta de documentación, pero no ha querido posicionarse sobre el futuro de la inversión de la empresa en Puerto Real.

Ante esta situación, el secretario general en la provincia de FICA-UGT, Antonio Montoro, también exdelphi, recordó lo que dijo en su día y es que el anuncio de nuevas inversiones en Cádiz hay que asumirlo con cautela y prudencia. De hecho, Montoro fue uno de los que recibió con cierto escepticismo el anuncio de Ebion de invertir en Delphi doblando la oferta que había realizado previamente el Puerto de Cádiz por los terrenos, que los tasó en 2,8 millones de euros. Montoro ha lamentado que la Bahía de Cádiz se haya convertido en un caramelo para los caza-subvenciones y ha mostrado su decepción por los doce años que lleva coleando el tema de Delphi, «sin solución». UGT critica la actuación en este entuerto tanto del Gobierno regional, como de la administración central y de los administradores concursales y reclama que asean las administraciones públicas las que muevan ficha en la compra de los terrenos para devolverles el uso industrial.

El compás de espera que deja ahora Ebion ha puesto en alerta al Puerto de Cádiz que, según ha podido saber LA VOZ, ha reivindicado en estos últimos meses el suelo de Delphi y ahora espera que se tenga en cuenta su oferta para poder ampliar así el polígono de La Cabezuela.