La tarjeta de la discordia

El Ayuntamiento de Cádiz abre una polémica donde no la hay al eliminar el pago con efectivo en los centros municipales

La Voz de Cádiz
Actualizado:

El populismo gaditano ha encontrado otra bandera para remover conciencias, agitar la demagogia y reivindicar una falsa igualdad. La concejal de Cultura, Lola Cazalilla, acaba de estrenar su cargo con una polémica que ha ido a más y que, sin embargo, no deja de ser una gota en mitad de un océano. El anuncio de la Tesorería municipal del Ayuntamiento sobre el pago con tarjeta en los centros públicos que dependen del consistorio ha enojado a la nueva edil que quiere sacar rédito político de esta situación poniéndose del lado de los, supuestamente, más indefensos como si fuera una heroína de película. Cazalilla quiere saber por qué la Tesorería ha tomado esta decisión, que obliga a todos los usuarios de

La Voz de CádizLa Voz de CádizArticulista de OpiniónLa Voz de Cádiz