La familia Urdangarín, junto con la Infanta Elena, por las calles de Vitoria
La familia Urdangarín, junto con la Infanta Elena, por las calles de Vitoria - JESÚS ANDRADE/EL CORREO

Doña Elena y sus hijos viajan a Vitoria para acompañar a los Urdangarín

Los exduques de Palma pasarán la Nochevieja en la capital alavesa junto a la Infanta Elena

BILBAOActualizado:

Los Urdangarín han vuelto a cambiar Ginebra por Vitoria para despedir el 2016. Iñaki y Doña Cristina, que residen desde hace tres años en Suiza a la espera de la sentencia de la Audiencia de Palma en torno a su vinculación al caso Nóos, disfrutaron de un día de compras y pintxos junto a sus hijos y la Infanta Elena en la capital alavesa. El matrimonio acostumbra a pasar la Nochevieja en compañía de la madre del exdeportista olímpico, que este año contará además con la Duquesa de Lugo y sus descendientes, Felipe y Victoria de Marichalar.

El rastro inagotable de curiosos que dejaba atrás la cuadrilla daba muestra en todo momento del lugar en el que se encontraba. Durante el mediodía, los exduques de Palma pasearon por algunas de las calles más céntricas de la ciudad. Parada obligada, al igual que en años anteriores, fue la Casa del Libro, donde estuvieron antes de tomar un aperitivo en el nuevo restaurante «La Escotilla», próximo a la plaza de la virgen Blanca, que está especializado en pescados y mariscos. La familia disfrutó de los platos típicos de la zona totalmente ajenos al resto de los comensales.

Hacía varios años que el matrimonio no se dejaba ver en público por Vitoria, que se ha convertido en su principal refugio para escapar del peso de los tribunales. Por su parte, la Duquesa de Lugo, que llegó a la ciudad con sus hijos el pasado martes, se hospeda estos días en el hotel Jardines de Uleta, muy cercano a la residencia de la madre de Urdangarín, Claire Liebaert.

El encuentro de este miércoles es un ejemplo más del apoyo incondicional de la Infanta Elena hacia su hermana Doña Cristina, a la que ha ido a visitar en distintas ocasiones a Ginebra y que estuvo también presente en el entierro del padre de Iñaki Urdangarín, Juan María, que falleció el pasado 2012. En aquella ocasión también se presentó la Reina Doña Sofía.

Sentencia

De esta forma, Iñaki Urdangarín se ha refugiado en sus más allegados a la espera de que la Audiencia de Palma se pronuncie sobre el «caso Nóos». La causa quedó vista para sentencia el pasado mes de junio, pero su resolución se vio retrasada por las discrepancias surgidas entre los integrantes del tribunal. En noviembre, la ponente Samantha Romero solicitó una prórroga para poder disponer de algo más de tiempo para poder hacer público el fallo, uno de los más esperados de los últimos tiempos.

En concreto, al menos uno de los tres magistrados que componen la sala se habría mostrado contrario al escrito inicial por considerarlo demasiado benévolo con Iñaki Urdangarín, al que la Fiscalía pide 19 años y medio de cárcel por estar, supuestamente, detrás de una trama ideada para beneficiarse de fondos públicos a través del Instituto Nóos.