Arturo Pérez-Reverte
Arturo Pérez-Reverte - Ernesto Agudo

Los demoledores tuits de Pérez-Reverte contra quien le llama fascista

El popular novelista es uno de los usuarios más activos y seguidos de esta red social, en donde no se corta a la hora de responder tajante cuando es menester

ABC
Actualizado:

«Se lo aclaro con mucho gusto, despejándole la incógnita. Es usted, en efecto, corto de entendederas. Y se lo aclaro todavía más. Es usted extraordinariamente corto de entendederas. Es usted increíblemente corto de entendederas. Es usted más simple que el mecanismo de un sonajero», contestaba Arturo Pérez-Reverte a un usuario en Twitter que decía que el autor del Capitán Alatriste afirmaba que «no hubo dictadura ni victimas» además de dejar claro que si su abuelo viviera le cruzaría la cara.

Como ven, Pérez-Reverte no se corta a la hora de participar en la jungla de Twitter, con la contundencia que fuera menester, y esta dura contestación del escritor forma parte de una de las réplicas que el autor ha tenido que realizar o ha hecho a lo largo de su trayectoria en esta red social cuando le acusan de franquista.

[Participa en nuestro Trivial y llévate a casa la colección completa de Las Aventuras del capitán Alatriste escrita por Arturo Pérez-Reverte]

Otra de ellas ocurrió hace tres años cuando un usuario de Twitter llamado Dux le preguntó directamente si se consideraba fascista. A lo que Pérez-Reverte le contestó: «Puestos a hacer confidencias, ¿es usted gilipollas?». Más de 20.000 «me gustas» y casi 6.000 retuiteos obtuvo el autor con esta réplica.

En otra ocasión, otro tuitero le acusó de ser «muy tibio o frío» con el franquismo. Y el escritor, que no recordaba el tuit de respuesta pero que un amigo se lo contó al oído digital, expuso también su más extensa esta vez pero igualmente dura respuesta.

«El franquismo acabó hace cuarenta años, criatura. Ahora sólo es un espantajo para entretener a simples como usted; algo que no se creen de verdad ni quienes lo reivindican ni quienes lo denuncian. El problema de España son los hijos de puta vivos, no los muertos. Y los tontos», respondió.