Maribel Falla entrega la parttitura autógrafa de «El retablo de Maese Pedro»
Maribel Falla entrega la parttitura autógrafa de «El retablo de Maese Pedro» - Instituto Cervantes

La partitura autógrafa de «El retablo de Maese Pedro» legado de Falla para La caja de las letras

Maribel Falla, sobrina del compositor, hizo entrega del documento, que se guardará hasta diciembre de 2023 en el Instituto Cervantes

MadridActualizado:

La caja número 1223 de la Caja de las Letras del Instituto Cervantes ya no está vacía. Desde este lunes, y hasta el 11 de diciembre de 2023 se encuentra en su interior la partitura autógrafa de una de las obras maestras de Manuel de Falla: «El retablo de Maese Pedro». Maribel Falla, sobrina del compositor y presidenta de la Fundación Archivo Manuel de Falla, depositó el documento, en un acto que concluyó con música: la del Cuarteto Aguilar.

Lo dijo Luis García Montero, director del Instituto Cervantes: siempre que se abre la Caja de las Letras (la antigua caja fuerte del Banco Español del Río de la Plata, ocupante original del edificio que hoy acoge la institución cultural) es una ocasión importante, porque «la riqueza de un país es su cultura», ésta es especialnente importante. «porque estamos hablando de uno de los grandes nombres de la cultura del siglo XX» y por su vinculación a Granada (García Montero es granadino): «Falla es universal pero muy granadino». Y destacó igualmente el magisterio que del compositor recibió otro granadino ilustre: Federico García Lorca.

La caja 1223, donde se guarda el legado de Falla
La caja 1223, donde se guarda el legado de Falla - ABC

En Granada vivió Manuel de Falla (Cádiz, 1876-Altagracia, Argentina, 1946) y allí se encuentra la Fundación Archivo Manuel de Falla, que custodia el legado del autor de «La Atlántida», «El amor brujo» o «El sombrero de tres picos». Su gerente, Elena García de Paredes, sobrina-nieta del compositor, habló de la vinculación del músico con Cervantes y el Quijote («El retablo de Maese Pedro» se basa en uno de los episodios de la novela); contó que de niño ya representaba en su casa una «Comedia infantil del Quijote» que él mismo había escrito.

La firma del depósito tuvo su anécdota; en los papeles debía estar escrito que Maribel Falla era hija del compositor. «No soy su hija; Falla era soltero», protestó la sobrina del músico. «Soltero y casto», añadió García Montero.

Manuel de Falla compuso «El retablo de Maese Pedro» por encargo de la princesa Edmond de Polignac, hija del fabricante de máquinas de coser Singer. Se pudo escuchar por primera vez en versión de concierto en el teatro San Fernando de Sevilla el 23 de marzo de 1923, y su versión escénica se estrenó en el palacio que la princesa tenía en París el 25 de junio de 1923. Contó con decorados y títeres de Hermenegildo Lanz, Manuel Ángeles Ortiz, José Viñes Roda y Hernando Viñe, la dirección musical de Wladimir Golschmann y la legendaria Wanda Landowska al clave. Esta primera representación contó con Paul Valéry, Pablo Picasso e Igor Stravinski entre el público.

La partitura autógrafa de «El retablo de Maese Pedro»
La partitura autógrafa de «El retablo de Maese Pedro» - ABC

Se basó el compositor en el capítulo XXVI de la Segunda Parte del Quijote, con unas líneas de otras partes de la novela, y cuenta la llegada a la venta en la que está el hidalgo castellano con Sancho, su escudero, de un titiritero, Maese Pedro. Éste representa con sus marionetas la historia de Melisendra, cautiva del rey moro Marsilio, y a quien rescata su marido, don Gaiteiros. Cuando se narra su persecución, Don Quijote confunde ficción y realidad y arremete contra los títeres, destruyendo el teatro.

El acto, al que asistieron el secretario de Estado de Cooperación Internacional y para Iberoamérica y el Caribe, Juan Pablo de la Iglesia; la concejala de Cultura del Ayuntamiento de Granada, María Leyva, y el vicerrector de la Universidad de Granada Víctor Medina, concluyó con un pequeño concierto del Cuarteto Aguilar, que rememoró la visita que Rafael Alberti hizo con el laudista Paco Aguilar a Manuel de Falla en la casa de éste en Altagracia (Argentina).