Los trabajadores cortaron la CA-33 el viernes en señal de protesta
Los trabajadores cortaron la CA-33 el viernes en señal de protesta

CONTRATO DE LAS CORBETAS EN CÁDIZLos trabajadores de Navantia: «Sin confirmación no rebajaremos la tensión»

La plantilla de San Fernando se resiste a dar total credibilidad a los anuncios un Ejecutivo que insiste en mandar mensajes de tranquilidad que reiteran que no peligra el contrato de España con Arabia Saudí

CádizActualizado:

La incertidumbre mantiene en alerta a la plantilla de Navantia en San Fernando que resiste a dar total credibilidad a las palabras del Gobierno socialista. Según ha indicado el presidente del comité de empresa, Jesús Peralta, como «no hay confirmación» no van a rebajar la «tensión».

Sin embargo, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha trasladado este lunes a CEOE y a los sindicatos CC.OO. y UGT que no peligra el contrato de España con Arabia Saudí, según han confirmado Juan Rosell, Unai Sordo y Pepe Álvarez que se han reunido hoy en Moncloa con Sánchez y con la ministra de Educación, Isabel Celaá, para conocer el plan estratégico para la Formación Profesional, reunión que han aprovechado para preguntar al Ejecutivo por este tema.

Margarita Robles, ministra de Defensa, comparecerá, hoy a las 16.30 horas, en el Senado para presentar las líneas maestras que guiarán su acción al frente del Ministerio.

San Fernando saldrá a la calle

En un comité celebrado esta mañana, se ha elaborado un calendario de movilizaciones «amplio». En este sentido, ha añadido que «en esta ocasión van a ser los trabajadores los que digan la opción de qué tipo de movilización quieren».

Los trabajadores de la factoría de astilleros en San Fernando celebrarán este martes una nueva asamblea a primera hora de la mañana para, posteriormente, salir nuevamente a la calle en protesta ante la incertidumbre con el contrato para la construcción de cinco corbetas para Arabia Saudí. El acuerdo es el mayor contrato de exportación en la historia del astillero estatal.

Asimismo, ha señalado que durante la celebración del comité «han sido muchas las protestas que ha habido y así se va a hacer llegar en la asamblea del martes en la puerta de la factoría».

Cabe recordar que la confirmación de la firma del contrato, en negociaciones desde el año 2015, se produjo el pasado mes de julio por un importe de 1.800 millones de euros, suponiendo una carga de trabajo global de alrededor de siete millones de horas para los astilleros de Bahía de Cádiz, Ría de Ferrol y Cartagena y su industria auxiliar.

El programa arranca a finales de 2018 y el último buque debería entregarse en el 2022. En cuanto a su impacto en empleo, se calcula que durante cinco años se generarían anualmente cerca de 6.000 ocupados directos e indirectos. De ellos, más de 1.100 serían empleados directos, más de 1.800 empleados de la industria auxiliar de Navantia y más de 3.000 empleados indirectos generados por otros suministradores.