Uno d los nuevos enterramientos que se han descubierto.
Uno d los nuevos enterramientos que se han descubierto. - L. V.
ARQUEOLOGÍA

Los restos neolíticos de Camposoto abren nuevas vías de investigación sobre la vida hace 6.000 años

Unas obras cerca del Campo de Hockey, donde estaba la necrópolis, descubre la zona de hogares del asentamiento

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El Sector III de Camposoto en San Fernando, sigue centrando la curiosidad de arqueólogos e historiadores ya que ha abierto varias vías de investigación para descubrir cómo era la vida hace 6.000 años. Algo en lo que se espera continuar avanzando tras los restos descubierto con motivo de una obra de viviendas, junto al Campo de Hockey, donde se ubica una de las mayores necrópolis y más importantes del mundo respecto a la época neolítica.

En total se encontraron más de 80 enterramientos (aunque se estima que peude haber 300) y ahora se ha hallado la zona de hogares, cuyos trabajos de excavación finalizarán la próxima semana. El equipo de trabajo de invetigación comandado por Eduardo Vijande, ya ha sacado a la luz varios aspectos muy peculiares sobre este asentamiento como que se trataban de enterramientos individuales (hasta ahora solo eran colectivos), lo que pone de relieve la importancia de la persona, así como que se dividían por estratos sociales, dependiendo de cómo era la tumba y de los ajuares que tenía.

Y es que se encontraron adornos en los cuerpos hechos con conchas principalmente, pero también de materiales que no se hallan en San Fernando, lo que dio pie a que en esta época ya se controlaba la navegación.

Es algo que se quiere ahondar ahora y tal y como asegura María Sánchez, que se encarga de los trabajos de coordinación de la actual excavación, se van a buscar aspectos de las dietas para confirmar que también comían pescados de alta mar, más allá de los moluscos encontrados y que formaban parte de su dieta principal junto a la carne. Cañaillas y navaja hace 6.000 años ya eran productos que se comían por los primeros isleños.

Además en la actual excavación se han encontrado tres enterramientos que extiende la necrópolis y que confirma la magnitud de este descubrimiento, si bien los halldos no están especialmente bien conservados debido a que en época romana fue un lugar de arado y posteriormente de cantera, con movimientos de tierra que le han afectado.

Los diferentes hogares que se han localizado tampoco van a ser un problema para continuar la obra de viviendas que se va a realizar, puesto que como asegura María Sánchez "para poder estudiarlas es necesario desmontarlas, sino no podemos sacar información, por lo que la obra podrá continuar".

El abrazo más antiguo

Y por si fuera poco en esa necrópolis se halló el que puede que sea el abrazo más antiguo del mundo, los restos ya conocidos como 'los enamorados'. Dos personas, que todo hace parecer que sean de distinto sexo, entrelazadas entre sí y mirándose frente a frente. Queda descubrir su parentesco. Compiten con otro hallado en Mantua (Italia) y que se fecha también entre hace 5.000 y 6.000 años.

Imagen de 'los enamorados' tras su hallazgo.
Imagen de 'los enamorados' tras su hallazgo. - L. V.

Las investigaciones avanzan pero el asentamiento ha dado mucho de sí hasta el momento, si bien continuarán, pues lo hallado permite avanzar en diferentes sentidos. Yes que las piezas encontradas podrían confirmar que por aquel entonces ya había un pleno dominio de la navegación, pues San Fernando era completamente una isla rodeada de agua y a pesar de ello contaba con una gran cantidad de moradores, que tenían productos e instrumentos con materiales imposibles de encontrar en la región y que tuvieron que llegar a través de largos viajes.

Es el caso de colgantes de ámbar, cuentas de collar de variscita y turquesa y hachas pulimentadas votivas. Esto mostraría la existencia de auténticas redes de intercambio de productos a larga distancia. Por ello, estos productos exóticos exclusivos tendrían un gran valor social y económico y su presencia en muy pocas tumbas y las más monumentales indican la existencia de disimetrías sociales.

Uno de los enterramientos más importantes y que apenas se muestra en la ciudad puesto que encima de ellos se hizo la obra del Campo de Hockey y con lo recuperado nada se ha hecho más allá de mostrar con 'los enamorados' en el Castillo de San Romualdo donde se ubica actualemnte el museo de San Fernando.