Fotomontaje del autor y el barco en el que se ambienta la novela.
Fotomontaje del autor y el barco en el que se ambienta la novela. - LA VOZ
CULTURA

La operación 'Atalanta' en la novela de un gaditano

'El Albatros y los piratas de Galguduud' es el título del libro escrito por el oficial de la Armada Española Federico Supervielle Bergés

CádizActualizado:

Aguas del océano Índico, frente a las cosas de Somalia. Militares de la Unión Europea, entre ellos españoles, luchan contra la piratería desplegados en la operación 'Atalanta', que se puso en marcha en 2008, para proteger a los barcos del Programa Mundial de Alimentos de Naciones Unidas y mantener la seguridad del tráfico marítimo en la zona.

Una misión en la que ha estado desplegado el oficial de la Armada Española y ahora también escritor, Federico Supervielle Bergés, que ha plasmado su experiencia en la novela 'El Albatros y los piratas de Galguduud'. Federico desplegó en el Índico durante seis meses a bordo de la fragata 'Victoria', cuya base se localiza en Rota, poco después de finalizar sus estudios en la Escuela Naval Militar.

Y es que, como señala el autor, «en virtud a distintas resoluciones de las Naciones Unidas, la Unión Europea lleva diez años combatiendo la piratería en el Cuerno de África. Numerosos gaditanos han participado en la operación Atalanta a bordo de los barcos de la Base de Rota y otras unidades de la Armada».

Una dotación de gaditanos

El argumento de la novela de este gaditano nacido en 1990 en El Puerto mezcla realidad y ficción. Hace 10 años, cuando se puso en marcha la operación 'Atalanta', «los ataques a todo tipo de buques que atravesaban el Golfo de Adén y navegaban en las proximidades de Somalia pusieron en jaque a la industria marítima mundial», señala el autor. «La principal ruta que une Europa con Asia y Oriente Medio estaba en peligro. La comunidad internacional tomó la determinación de poner fin a esa situación y la Unión Europea se ofreció a desplegar una fuerza naval en la zona con el fin de proteger el tráfico marítimo», continúa.

«Pero, ¿qué habría pasado si no se hubiesen llegado a alcanzar esos acuerdos? Esta es la premisa de la que parte 'El Albatros'», explica. «Un millonario afectado por los ataques piratas decide tomar cartas en el asunto y la Bahía de Cádiz parece ofrecerle la solución que necesita: un barco con las características idóneas y una dotación preparada para hacer frente al desafío». Una dotación ficticia de gaditanos que hace frente a los despiadados piratas mientras intenta resolver el misterio de por qué atacan ciertos barcos.

«Mi familia es gaditana y he querido plasmar en la novela algunos de los lugares más emblemáticos de la zona y dotar a los personajes de ese espíritu marinero tan gaditano», afirma el autor.«Una vez que los protagonistas se dirigen a Somalia, la novela va desvelando las tareas que se llevan a cabo en la lucha contra la piratería, explicadas en un lenguaje claro y llano, pero con todo lujo de detalles. A pesar de que todos los sucesos que ocurren son ficticios, su verosimilitud es incuestionable», detalla. «Mi participación en la operación 'Atalanta' me inspiró a escribir esta novela en la que se recupera el antiguo termino de 'corsario' para describir a un barco de guerra particular, que lucha contra los enemigos de una nación sin formar parte de sus Fuerzas Armadas», apunta.

Peligro en la mar

Respecto a la situación en el Cuerno de África, Supervielle destaca que, «si bien el momento álgido de la piratería en Somalia se puede situar alrededor del año 2011, la inestabilidad del país sigue haciendo de caldo de cultivo para este tipo de actividad. Es por esto que la Unión Europea, con la participación de España, mantiene una agrupación naval en la zona como medida disuasoria y con el objeto de cooperar con los actores locales para minimizar las posibilidades de resurgimiento de los grupos piratas».

«Por otra parte, el Golfo de Guinea, en la costa occidental de África, se está convirtiendo en un nuevo foco de ataques violentos en la mar. En concreto, las aguas cercanas a Nigeria son consideradas de las más peligrosas del mundo en estos momentos. España también se ha implicado en esta zona con sucesivos despliegues de patrulleros oceánicos», puntualiza desde su experiencia.

Sobre el autor

'Fede' Supervielle Bergés es oficial de la Armada Española y ha estado destinado a bordo de la fragata 'Victoria' y del patrullero 'Tornado'. Ha participado en la misión anti piratería de la Unión Europea en el Índico y en un despliegue de seguridad cooperativa en el Golfo de Guinea. En el ámbito castrense, es controlador de helicópteros y buceador, y está en posesión de la Medalla al Mérito Facultativo Naval de la Marina de Méjico y la Medalla al Servicio de la Política Europea de Seguridad y Defensa. Además, es Máster en Seguridad, Paz y Conflictos Internacionales por la USC y ha escrito artículos para la Revista General de Marina y el Instituto Español de Estudios Estratégicos.