Estos museos más desconocidos son el complemento perfecto al turismo de sol y playa durante el verano
Estos museos más desconocidos son el complemento perfecto al turismo de sol y playa durante el verano - L.V.
PROVINCIA

Los museos más curiosos y singulares de la provincia de Cádiz

En los municipios gaditanos existen espacios museísticos tematizados que recogen las particularidades locales de cada territorio

Actualizado:

La provincia de Cádiz es mucho más de sol y playa. Los municipios gaditanos tienen una serie de particularidades patrimoniales, culturales e históricas que les hacen únicos.

Algunos de estos elementos característicos de cara territorio han alcanzado tal dimensión que incluso existen museos dedicados en exclusiva a ellos.

Más allá de los habituales museos históricos y etnográficos que existen en prácticamente en todas las poblaciones, en las localidades gaditanas existen varios espacios museísticos singulares o curiosos que sin duda despertarán el interés del visitante.

123456789
  1. Museo del Atún de Barbate

    Sala que recrea el fondo del mar en el Museo del Atún
    Sala que recrea el fondo del mar en el Museo del Atún - L.V.

    Barbate es una de las localidades de mayor tradición pesquera de la provincia de Cádiz. Uno de los pescados más característicos de cuantos se capturan en este municipio de La Janda es el atún de almadraba. Incluso existe un museo dedicado a este túnido.

    En este espacio museístico el visitante puede disfrutar de un recorrido donde se sumergirá en el apasionante mundo que rodea la captura y elaboración de una de las consideradas joyas del mar como es el atún rojo.

    El Museo del Atún ofrece un recorrido histórico desde la época fenicia hasta la actualidad, la representación de una chanca (antigua sala de elaboración) de los años 50, un espacio que simula el fondo del mar donde sumergirse a través de los sentidos e incluso la demostración del ronqueo de un atún en vivo y en directo.

    La vista concluye en la sala de exposición-tienda con una degustación de algunos productos cuyo ingrediente principal es el atún.

  2. Museo del títere de Cádiz

    Marionetas de maderas expuestas en el Museo del Títere
    Marionetas de maderas expuestas en el Museo del Títere - L. V.

    Enclavado en uno de los lugares más simbólicos de Cádiz como es Puertas de Tierra, el Museo del Títere es uno de los espacios más llamativos de la ciudad para el público infantil. Este museo tiene por objetivo exhibir, documentar y presenvar la memoria de la actividad de los titiriteros, compañías, artesanos y creadores tanto españoles como resto del mundo.

    El museo del títere cuenta con la exposición permanente 'Títeres del mundo', una colección que cuenta con más de 500 elementos entre los cuales se encuentran unos 350 títeres internacionales. Las instalaciones, a través de varias actuaciones, se han adaptado a este espacio museístico que alberga marionetas de todo tipo (de guante, de varilla, de cruceta, de agua, de sombras, etcétera).

    Los más pequeños pueden incluso acceder a un teatrillo y ser ellos mismos quieres representen y manejen las marionetas en su función improvisada para el público adulto. La entrada es totalmente gratuita y es visitable de martes a domingo.

  3. Museo del Enganche de Jerez

    Carruajes de caballos antiguos expuestos en este museo jerezano
    Carruajes de caballos antiguos expuestos en este museo jerezano - L.V.

    Jerez de la Frontera es mundialmente conocida por sus vinos y sus caballos. Los amantes de todo aquello relacionado con el mundo equino podrán encontrar en esta ciudad un museo dedicado a los enganches de los caballos.

    En este espacio museístico perteneciente a la Real Escuela Andaluza de Arte Ecuestre se pretende potenciar, popularizar y mantener viva la tradición del enganche mediante la unión de un rico patrimonio material y las nuevas tecnologías.

    El Museo del Enganche se compone de seis salas donde se puede disfrutar de carruajes emblemáticos, coches de época de los siglos XIX y XX y hasta 25 caballos de pura raza. Durante el recorrido también se visitan las cuadras y la zona de trabajo. Esta colección inaugurada en el año 2002 está ubicada en lo que un día fue el complejo bodeguero Pemartín.

  4. Museo del Vino y de la Sal de Chiclana

    Una de las salas del museo dedicada a la sal
    Una de las salas del museo dedicada a la sal - L.V.

    El museo del Vino y de la Sal se crea como un Centro de Interpretación sobre el complejo mundo de las bodegas y de las explotaciones salineras de Chiclana de la Frontera. Este espacio ubicado en una antigua bodega cuenta con tres salas dedicadas a la sal y a su vinculación histórica con la ciudad.

    También cuenta con cuatro salas expositivas sobre el vino y la cultura vitivinícola del municipio.

    En este espacio se relata con paneles, fotografías, aperos y audiovisuales el cultivo de la viña, así como la de las bodegas de Chiclana, que a día de hoy aún siguen siendo artesanales y familiares.

    Este espacios museístico es relativamente nuevo, pues fue inaugurado a finales del año 2016. Cuenta también con una gran sala central para exposiciones temporales y usos múltiples además de una sala-taller para las degustaciones. Una manera singular de entender la historia de Chiclana y de sus principales motores económicos a lo largo del tiempo.

  5. Molino de San José en Vejer de la Frontera

    El Molino de San José está en el parque Hazas de Suerte
    El Molino de San José está en el parque Hazas de Suerte - L.V.

    Vejer de la Frontera conserva en la actualidad siete molinos harineros construidos entre el S. XVIII y principios del S. XX. Estas edificaciones construidas siguiendo el modelo Cartagenero constituyen una parte importante del legado histórico de la localidad.

    Aunque fueron abandonados cuando cesaron su actividad, algunos de ellos han sido restaurados y rehabilitados por el propio ayutamiento vejeriego en colaboración con la Junta de Andalucía y la Diputación de Cádiz.

    Actualmente se puede visita el Molino San José, ubicado en el parque Hazas de Suerte. En su interior alberga una gran cantidad de utensilios relacionados con la recogida y molienda del trigo, además de otros utensilios típicos de la época. La visita es gratuita y permite conocer sobre el terreno el funcionamiento y la actividad que tuvieron estos molinos en la provincia de Cádiz.

  6. Fábrica de Hielo de Sanlúcar de Barrameda

    La antigua fábrica de hielo alberga este centro de visitantes sobre el entorno de Doñana
    La antigua fábrica de hielo alberga este centro de visitantes sobre el entorno de Doñana - L.V.

    El Centro de Visitantes Fábrica de Hielo está ubicado en Bajo de Guía, uno de los lugares más espectaculares y emblemáticos de Sanlúcar de Barrameda por sus impresionantes vistas a Doñana y al río Guadalquivir.

    Este espacio es una puerta abierta a conocer al parque natural, ofreciendo una visión general de este espacio desde su flora y fauna hasta la riqueza del ecosistema marino asociado a la desembocadura del Guadalquivir.

    El Centro de Visitantes está ubicado en un edificio de estilo modernista construido en 1944. En el pasado abastecía de hielo a los barcos de pesca de Sanlúcar de Barrameda. Se mantuvo activo hasta 1978 tras una rehabilitación sufrida debido a una explosión provocada por los gases empleados en el proceso de fabricación. Los azulejos que decoran la fachada del edificio proceden del conocido barrio sevillano de Triana.

  7. Casa del Terror y lo Fantástico de Cádiz

    Figuras que se encuentran expuestas en la Casa del Terror y lo Fantástico
    Figuras que se encuentran expuestas en la Casa del Terror y lo Fantástico - L.V.

    La ciudad de Cádiz desprende luz por todos los costados, pero a nadie se le escapa que también tiene un lado oculto y misterioso. En la calle Beato Diego se encuentra la Casa del Terror y lo Fantástico Cádiz Oculto, una iniciativa promovida por el escritor y cineasta José Manuel Serrano Cueto.

    En este museo se condensan muchas de las historias y leyendas que existen sobre la ciudad y que se han ido difundiendo de manera oral de generación en generación. En el interior se pueden encontrar figuras, documentación, artículos o los testimonios de apariciones de fantasmas y bestias además de acontecimientos macabros ocurridos en el pasado.

    Esta casa del terror y lo fantástico apenas lleva un par de meses abierta y ya se ha convertido en una alternativa cultural para turistas y gaditanos que quieren conocer más acerca de los secretos y misterios que esconde la ciudad. Además, también se ofrece la posibilidad de realizar visitas guiadas nocturnas para conocer los lugares más significativos de la historia oculta de Cádiz.

  8. Museo de la Atalaya de Jerez

    Una de las salas del Museo de la Atalaya repleta de relojes
    Una de las salas del Museo de la Atalaya repleta de relojes - L.V.

    Se trata de uno de los museos más llamativos y desconocidos de la provinciade Cádiz. Este 'Palacio del Tiempo' es el único museo de España abierto al público dedicado íntegramente a los relojes históricos.

    Su colección, que alberga casi 300 piezas datadas entre los siglos XVII y XIX, es una de las de mayor valor de toda Europa. En este museo jerezano se recogen las técnicas relojeras inglesa, francesa, italiana, suiza, austriaca y alemana.

    Cada hora en punto, decenas de relojes resuenan al mismo tiempo, creando en las salas y galerías del museo un ambiente mágico y especial para el visitante. Otro de los atractivos del recinto son sus jardines, una joya del paisajismo urbano declarados patrimonio natural de Andalucía.

  9. Museo de la Piel de Ubrique

    Hall de entrada del Museo de la Piel de Ubrique
    Hall de entrada del Museo de la Piel de Ubrique - L.V.

    La piel en Ubrique es una tradición más que un negocio o una forma de vida de muchos de sus vecinos. Y es que el sector marroquinero de esta localidad se codea con otros sectores y marcas de prestigio como el cristal de Murano o los relojes suizos.

    El Museo de la Piel está ubicado en el antiguo Convento de Capuchinos. En su interior se puede apreciar tanto maquinarias como herramientas y piezas manufacturadas elaboradas a lo largo de la historia de este municipio de la Sierra de Cádiz.

    El visitantes podrá conocer de primera mano la forma en la que se ha trabajado históricamente la piel, las técnicas empleadas o documentación de la época. El museo también es un reconocimiento al trabajo que durante siglos los ubriqueños han realizado con tanto ahínco y perfeccionamiento hasta la consecución de la marca de calidad propia que actualmente ostenta.