Juan Manuel Pérez Dorao y María Fernández-Trujillo en el balcón del Ayuntamiento.
Juan Manuel Pérez Dorao y María Fernández-Trujillo en el balcón del Ayuntamiento. - LV
POLÉMICA CIUDADANOS

Los exconcejales de Cs no descartan crear una agrupación local independiente

Juan Manuel Pérez Dorao y María Fernández-Trujillo hablan de la «incertidumbre» que han vivido y de sus planes en política

CádizActualizado:

No es la manera que hubieran elegido para dejar de formar parte de un partido político. Tras una semana «aguda» cargada de tensión, los exconcejales gaditanos de Cs en el Ayuntamiento de Cádiz, Juan Manuel Pérez Dorao y María Fernández-Trujillo, analizan a fuego lento lo sucedido, hablan sobre los cuatro años en el Ayuntamiento y los planes de futuro con dos contiendas electorales a la vuelta de la esquina.

«Los últimos cuatro años hemos aprendido y estudiado de todo y hemos conocido a mucha gente». Eso y las buenas relaciones con funcionarios y compañeros de la Corporación es el «regalo» que se llevan de sus casi cuatro años como ediles de la formación naranja en Cádiz. En el capítulo de amistades, Pérez Dorao se lleva como «amigo» a Fran González, «con el que he tratado un montón de asuntos porque nos tocaba como portavoces», aunque de copas «me iría con el alcalde», José María González Santos. También subraya la buena relación que ha mantenido con otros concejales como Mara Rodríguez, Victoria Rodríguez Machuca (actual presidenta de Zona Franca), Romaní, Mercedes Colombo o con su compañero de banco en los Plenos, Alejandro Varela. Fernández-Trujillo lo tiene claro:«Me llevo como amistades a Mara, para mí una amiga íntima, y también a Mercedes Colombo», porque «las tres hemos congeniado desde el principio».

«Nos han insinuado que montemos algo a nivel local pero hace falta una masa crítica suficiente»

Tanto él como ella -ya concejales del grupo no adscrito- acaban de cerrar una etapa política pero no descartan iniciar otra aunque no bajo las siglas de ningún partido de los ya existentes. Es aún «muy pronto» pero «muchos militantes y ciudadanos» les han insinuado «montar algo» a nivel local desvinculado de cualquier marca. La idea no les parece mal si hubiera «una masa crítica suficiente» que se sumara. De momento, les parece «una idea bonita» pero eso «nos coge emborrachados de este proceso (la polémica con Cs)... asimilar la última etapa del partido no ha sido fácil», opina la concejala.

Rumores que desataron la crispación

Esa etapa que ha derivado en la salida del partido, Pérez Dorao la divide en dos: una crónica desde mediados de 2017, cuando empezó la tensión con la dirección local, y otra aguda, los últimos dos meses. Lo peor de todo, asegura, ha sido la «incertidumbre a la que nos han sometido». Se refiere a la candidatura para las elecciones municipales. «En los últimos dos meses hemos preguntado muchas veces sin obtener respuesta; esperábamos que se hiciera una designación de una forma temprana con el tiempo suficiente para preparar una candidatura, una campaña, lo normal. Pero eso no llegaba, luego empezaron a circular rumores de cabezas de lista y el partido nunca desmintió nada hasta que el pasado martes ya me dijero que no contaban conmigo para las elecciones». Así explica Pérez Dorao su visión de los hechos.

María Fernández-Trujillo lamenta que «se priorice el personalismo a las personas»

La espina para la concejala fue la falta de reconocimiento y las formas. «Nadie ha tenido la delicadeza de levantar un teléfono para darme las gracias por estos cuatro años de trabajo y el tiempo dedicado; ni en un trabajo te despiden de esta forma», lamenta.

De su trabajo para la marca naranja en el Ayuntamiento de Cádiz hay varias cosas de las que se sienten orgullosos. Para Pérez Dorao, el momento en el que se hizo la propuesta para que todos los partidos del Pleno tuvieran representación, y que ésta fuera proporcional, en los organismos autónomos. «Los otros dos partidos confiaron en nosotros para gestionar organismos autónomos». El resultado fue «una cosa extraordinaria que sucede en muy pocos ayuntamientos». Onda Cádiz y la Fundación Municipal de la Mujer fueron los primeros testigos de ese cambio.

Si tuviera que elegir una «batalla política» de la legislatura, María Fernández-Trujillo se decantaría por el contrato de limpieza, «una lucha que comenzamos, que provocó la dimisión de un concejal y, aunque el pliego no va a poder salir adelante antes de mayo, conseguimos que no cayera en el olvido»; y la homologación salarial de las trabajadoras de la Fundación de la Mujer.

Ambos seguirán trabajando como grupo independiente hasta final de mayo. En abril no harán campaña porque no pertenecen a ningún partido pero en mayo ya se verá si cuaja la creación de una agrupación local independiente. Como asuntos pendientes en el Ayuntamiento señalan uno: «ordenar la casa», porque «es muy incómodo trabajar viendo cómo todo se hace a salto de mata».

«Albert Rivera se fía demasiado al marketing y la vida real no es marketing»

«Aclárate, Albert»

Como asunto pendiente con Albert Rivera «le diría, aclárate muchacho». «Aquí no estamos para ponerte en el sillón de la Moncloa, estamos para cambiar la sociedad española y las prácticas viciadas que tenían otros partidos». Eso dice el abogado gaditano. También que «se fía demasiado al marketing y la vida real no es marketing». Su compañera de grupo municipal pone luz sobre otro aspecto:apostar por el personalismo en detrimento del trabajo de muchas personas es un error y me da pena».