NARCOTRÁFICO

Desarticulada una organización dedicada a la introducción de hachís por la costa de Barbate

La Guardia Civil de Cádiz culmina la operación “PERIFERIA” con la detención de 29 personas y la incautación de 2.300 kilogramos de hachís, una embarcación de recreo, siete vehículos, dos de ellos sustraídos, una motocicleta y diverso material y efectos relacionados con los delitos investigados

CÁDIZActualizado:

La Guardia Civil de Cádiz, ha culminado la operación denominada “PERIFERIA”, con la desarticulación de una organización narcotraficante, dedicada a la introducción de hachís por las costas de La Janda, deteniendo a 29 personas y la incautación de 2.300 kilogramos de hachís, una embarcación de recreo, siete vehículos, dos de ellos sustraídos, una motocicleta y diverso material y efectos relacionados con los delitos investigados. A los detenidos se les imputan los delitos de tráfico de drogas y pertenencia a organización criminal, habiéndose decretado el ingreso en prisión preventiva para 21 de ellos.

La operación se inició a finales del mes de noviembre de 2018, dentro del esfuerzo de la IV Zona de la Guardia Civil en Andalucía en la lucha contra el narcotráfico, cuando los guardias civiles del Equipo de Policía Judicial de Barbate, identificaron a los cabecillas de una organización que podría estar introduciendo hachís desde Marruecos utilizando la vía marítima, mediante el uso de embarcaciones recreativas y semirrígidas. Para ello se valdrían de un perfecto conocimiento de la zona y de contactos en numerosas zonas sensibles de la comarca de La Janda.

A los detenidos se les imputan los delitos de tráfico de drogas y pertenencia a organización criminal, habiéndose decretado el ingreso en prisión preventiva para 21 de ellos

A raíz de estos indicios, se inició una operación donde los investigadores, fueron localizando a cada uno de los miembros que compondrían la organización y asignando a cada componente el rol que desempeñaba en la misma, así como domicilios, vehículos, lugares donde ocultar la droga alijada, así como dónde preparar las embarcaciones, y toda su estructura, hasta que pudieron verificar el modus operandi, ámbito espacio-temporal, y jerarquía entre sus miembros, lo que indicaba que podrían componer una organización criminal.

Tras tener conocimiento de que a finales del mes de marzo la organización preparaba un alijo importante mediante el uso de una embarcación semirrígida, se organizó todo un dispositivo para la intercepción y detención de los participantes.

El operativo organizado permitió frustrar el alijo localizando en la zona de la rivera del río Barbate, una "guardería" donde habían descargado 1950 kgs. de hachís, distribuidos en 65 fardos envueltos en sacos de arpillera, deteniendo a diez personas como participantes directos en el alijo y a una más como responsable de la seguridad de la "guardería", recuperándose dos vehículos todo terreno robados, utilizados para el transporte de la droga.

Con posterioridad, una vez recuperados del golpe policial que se les había asestado, organizaron la introducción de un alijo de once fardos de hachís, utilizando una embarcación recreativa, siendo también abortado este alijo y detenidos en un primer momento junto a la droga desembarcada los 8 responsables de la organización del mismo, entre los que se encontraban los dos cabecillas de la organización. Inmediatamente el operativo se trasladó a un muelle deportivo de la provincia para intervenir la embarcación recreativa en la que se había trasportado la droga, deteniendo también a los tripulantes de la embarcación.

Una vez se recabaron pruebas e indicios suficientes para demostrar la implicación de todos los investigados en la comisión de los delitos de tráfico de drogas y pertenencia a organización criminal, se procedió al análisis de datos sobre los vehículos, embarcaciones, documentación y estudio de los terminales de telefonía intervenidos. Tras esta labor de investigación y con la obtención de indicios suficientes, se procedió a la detención en Conil, Vejer y Barbate de un grupo reducido de personas vinculadas directamente en la organización con una mayor o menor medida participaron de manera directa en la realización de los distintos alijos.

Tras la detención de este último grupo de objetivos, concluyeron las diligencias de investigación policial, siendo desarticulada por completo la organización delictiva, poniendo a disposición judicial detenidos, drogas, vehículos y demás efectos intervenidos, decretando la autoridad judicial el ingreso en prisión para 21 de los implicados, por lo que la Guardia Civil da por desarticulada esta organización criminal, dedicada al tráfico de drogas, que operaba en la comarca de La Janda, abarcando desde la detención de los participantes en los alijos de drogas en el nivel más bajo hasta los jefes y propietarios en el nivel superior.