Sociedad

Lanzan pintura contra una iglesia de Palma por acoger una misa en memoria de Franco

Los presuntos autores del acto vandálico han justificado su actuación por el supuesto «colaboracionismo histórico» del catolicismo español con «el fascismo»

JOSEP MARÍA AGUILÓ Palma De Mallorca - Actualizado: Guardado en:

Una de las iglesias más antiguas de Palma, la parroquia de Santa Creu, fue objeto de un acto vandálico en la madrugada del pasado martes. Dos personas lanzaron pintura de color rojo contra la fachada y contra una de las entradas del templo, que quedaron visiblemente manchadas. Los daños provocados por la pintura en la piedra y en la madera de dicha fachada no han sido cuantificados todavía.

Los presuntos autores del ataque han editado un vídeo, que puede verse en la página web «contrainfo.cat», en el que se puede seguir la secuencia completa del suceso. El argumento esgrimido para intentar justificar dicho acto de vandalismo fue que un día antes, el 21 de noviembre, se había celebrado en la iglesia de Santa Creu una misa en memoria del jefe del Estado entre 1939 y 1975, Francisco Franco, y el fundador de Falange Española, José Antonio Primo de Rivera. La misa había sido solicitada por la Fundación Francisco Franco.

El objetivo del ataque a la parroquia palmesana fue denunciar el supuesto «colaboracionismo histórico» de la Iglesia católica con «el fascismo», algo que habría quedado «más que evidenciado» con la citada misa. «Es por eso que hemos tomado la iniciativa de atacar con huevos de pintura la fachada de la iglesia de Santa Creu», señalan en un comunicado los supuestos autores del acto vandálico, para añadir: «No toleraremos ningún tipo de apología fascista en nuestra isla. ¡No pasarán!».

La Asociación para la Revitalización de los Centros Antiguos (ARCA) ha emitido este jueves un comunicado en el que manifiesta su «total condena» por lo ocurrido. «Estos ataques indiscriminados contra una parte importante de nuestro patrimonio cultural son intolerables y merecen ser aclaradas las responsabilidades», indica la nota.

«No lo justifica la libertad de expresión»

Para ARCA, «la libertad de expresión no justifica que se haya dañado un elemento cultural de estas características». En ese sentido, recuerda que el templo figura como Bien Catalogado con una protección máxima por parte del Ayuntamiento de Palma y que también está declarado Bien de Interés Cultural desde 1976. La iglesia de Santa Creu, de estilo gótico, fue construida en el siglo XIV, si bien en la centuria posterior se realizaron distintos trabajos de reforma tanto en el interior como en el exterior.

La citada entidad expresa, por último, su deseo de que acciones de ese tipo «no vuelvan a pasar, que la protesta y la reivindicación se hagan dentro de unas normas de civismo y respeto por el patrimonio histórico y cultural».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios