SUCESOS

Vejer y Conil, tras la lluvia llegan el recuento de las pérdidas

Los alcaldes ya han iniciado los trámites para pedir al Gobierno que se declare la zona catastrófica. Antonio Sanz visita ambos municipios y afirma que hará «todo lo posible» por ellos

Dos afectados por las inundaciones en Conil
Dos afectados por las inundaciones en Conil - ROMÁN RÍOS
M. ALMAGRO - Actualizado: Guardado en:

El sol que brilla hoy en toda la provincia ha dado luz este lunes a los cientos de destrozos con los que han amanecido en sus casas los vecinos de Conil y Vejer, quienes, a duras penas, con fregonas y cubos en mano intentan recuperar la normalidad tras el azote que les dejó de la lluvia de este fin de semana.

De esta manera, en ambas localidades han comenzado a evaluar los daños producidos en sus viviendas, locales, coches y demas enseres que han quedado inutilizados tras las inundaciones que han sufrido. «Los momentos de tensión se han convertido en desesperanza de ver tantas casas afectadas en las que las familias han perdido de todo, electrodomésticos, muebles, y todo tipo de enseres», ha explicado hoy a EFE José Ortiz, alcalde de Vejer.

Ortiz, como el alcalde de Conil, Juan Bermúdez, están pendientes de enumerar todos los daños e iniciar los trámites para pedir al Gobierno que se declare la zona catastrófica, con lo que los afectados podrían recibir ayudas.

En el municipio vejeriego cayó 180 litros por metro cuadrado durante el fin de semana, el 25% de lo que suele llover en todo el año

El delegado de Medio Ambiente y Ordenación del territorio, Angel Acuña, ha lamentado los daños sufridos por las intensas lluvias del fin de semana. Según ha explicado, en Vejer han caído durante este fin de semana 180 litros por metro cuadrado, que, según ha precisado, supone un 25 por ciento de lo que suele llover en todo un año en el término municipal.

Por su parte, el alcalde de Conil ha explicado que se «está intentando volver a la normalidad». El regidor ha visitado hoy las zonas más afectadas como la zona de la carretera 340, por la venta La Higuera. Allí varias viviendas han sufrido graves inundaciones. El regidor ha especificado que el Consistorio está buscando realojo para dos familias cuyas casas están inhabitables. «Hay agua hasta casi un metro», ha afirmado.

En Los Bateles, también en Conil, un colegio ha tenido que suspender las clases, aunque una vez se restablezca la situación, mañana podrán volver los niños a las aulas.

El servicio de Emergencias 112 coordinó en total más de un centenar de incidencias en la provincia de Cádiz debido a las intensas lluvias, que llegaron a mantener aisladas varias pedanías.

Visita del delegado

Por su parte, el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, ha visitado la zonas más castigadas por el temporal y ha manifestado el apoyo del Gobierno a los ciudadanos de Vejer. Según ha precisado, las inundaciones han afectado a unas 300 casas. Igualmente, ha mostrado su apoyo al municipio de Conil de la Frontera.

En una visita realizada a las zonas perjudicadas, Sanz ha señalado que «ya se está volviendo a la normalidad» tras haber cesado las lluvias, y ha asegurado que «haremos todo lo posible porque los afectados sientan el calor y el apoyo por parte de las administraciones».

El delegado del Gobierno ha indicado que este martes mantendrá en Madrid una reunión con el director general de Protección Civil, en la que estará el alcalde de Vejer, José Ortiz, y a la que se ha invitado también al alcalde de Conil, Juan Manuel Bermúdez.

Sanz ha alabado el trabajo realizado por el personal de Protección Civil en Vejer, así como de su Policía Local y de los agentes de la Guardia Civil, que abordaron una situación «crítica y muy difícil».

Asimismo, ha indicado que actualmente sigue sin estar abierta al tráfico una zona muy concreta de la carretera N-340, así como la carretera de La Muela y la Grazalema-Zahara de la Sierra, por un desprendimiento. Igualmente, ha señalado como zona muy afectada la costa, en la playa del Palmar.

Daños en la playa de El Palmar
Daños en la playa de El Palmar- LA VOZ

En cuanto a la declaración de zona catastrófica, Sanz ha manifestado que los municipios afectados se tiene que acoger a la normativa y en base a cómo está afectado tiene su derecho a recibir las ayudas, «eso es el trámite, que significa aplicar la normativa vigente como zona afectada».

«Se vivieron momentos de gran tensión y de mucho miedo pero Vejer y su gente se hizo grande»

Por su parte, el alcalde de Vejer, José Ortiz, ha señalado que estaban visitando las zonas afectadas «no para ver lo que hay, sino para ver las soluciones. Como cargos públicos tenemos que llegar y ayudar desde las diferentes administraciones».

Asimismo, ha querido agradecer la reacción de los vecinos «y el apoyo que se dieron a los afectados. Se vivieron momentos de gran tensión y de mucho miedo, pero una vez más Vejer y su gente se hizo grande».

LA LLUVIA SE CEBA CON LA JANDA

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios