Mantenimiento Urbano

Excrementos de perros, pintadas y bancos rotos sacan a relucir el abandono municipal

Los desperfectos sobre el mobiliario urbano se multiplican y ensucian la imagen de la ciudad

Excrementos de perros, pintadas y bancos rotos sacan a relucir el abandono municipal

Pasear por Cádiz despierta cada vez más lamentos y críticas de decenas de vecinos, que contemplan contrariados los numerosos excrementos de perros y otros desperdicios que se reparten por distintas zonas de la ciudad. Desperfectos que convierten rincones con encanto y monumentos históricos en lugares casi abandonados con el permiso tanto del Ayuntamiento de Cádiz como de los vándalos que campan a sus anchas por la ciudad.

Plazas como Mina o Calendaria, Parques como el de Celestino Mutis o Parque Genovés y privilegiados balcones al mar como la Alameda Apodaca sufren casi a diario los destrozos ocasionados de forma salvaje y que tardan meses en ser reparados. En la mayoría de las ocasiones, no precisamente por la falta de personal en la Delegación Municipal de Mantenimiento Urbano sino por la ausencia de control y fiscalización de unos servicios que corresponde exclusivamente al equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Cádiz.

Las pintadas en las paredes de muros y parques se multiplican y además de su coste, que suponen miles de euros para las arcas municipales, generan una imagen lamentable de la ciudad. También sorprende en un simple recorrido por las calles de Cádiz la gran cantidad de excrementos de perros que se pueden encontrar mientras que, según denunciaban hace unos días los responsables de Ciudadanos, la máquina adquirida para eliminar estos restos, se encuentra arrinconada y sin uso en los almacenes de la empresa adjudicataria del servicio de limpieza.

La Plaza de Mina o la Alameda Apodaca ilustran a la perfección esta dejadez. En los dos casos, se pueden contemplar las losas agrietadas y numerosos socavones en el suelo y boquetes tanto en los bordillos del suelo como en los bancos. La zona de la Punta San Felipe lleva meses llena de pintadas y gran parte de los parques infantiles de la ciudad cuentan con numerosos desperfectos que incluso ponen en peligro la seguridad de los más pequeños. Un ejemplo claro está en la zona infantil de la Plaza Ingeniero La Cierva, que lleva meses con una de las escaleras rotas, por la que se accede a una de las animaciones.

En el caso del Parque Genovés, su deterioro ha comenzado a tener otras consecuencias que deben ser abordadas de inmediato. En este sentido, se pueden observar grietas en la cascada y, a consecuencia de ello, se producen filtraciones que ocasionan grandes charcos de agua en el interior de la cueva. En las inmediaciones, en el Paseo de Santa Bárbara también pueden observarse importantes deficiencias. En las salas que se construyeron hace poco más de un año, se pueden comprobar las lunas completamente agrietadas, las cerraduras quemadas, así como goteras en su interior. Es decir, una falta de mantenimiento evidente.

Precisamente, la concejala de Ciudadanos, María Fernández-Trujillo, presentó en el pasado Pleno una propuesta al respecto. A consecuencia de ello, el equipo de Gobierno tendrá la obligación de estudiar y ejecutar las medidas necesarias para poner fin a estas deficiencias hasta poner en perfectas condiciones la zona, según el acuerdo plenario. «Entre los desperfectos de Mantenimiento Urbano y la falta de limpieza, Cádiz ha pegado un gran bajón y es nuestra cara de cara al exterior», apuntó la edil, que añadió al respecto: «La ciudad se está deteriorando a un ritmo de vértigo. Se pueden ver socavones en las calles, pepeleras y mobiliario urbano roto, las fachadas destrozadas en zonas turísticas...y aquí se vive de eso».

Desde el Grupo Municipal del PP también llevan meses denunciando esta situación. «La falta de mantenimiento es total, y el problema es que el Equipo de Gobierno, como no sabe absolutamente de nada, no tiene ni idea de cuánto puede suponer la vuelta a la normalidad en todo ese equipamiento y mobiliario urbano si no se tiene un programa permanente de reparación y mantenimiento. Cuando quieran darse cuenta la ciudad necesitará una inversión millonaria para volver al punto de partida. Esa es una herencia de la que seguro no van a querer hablar nunca. No todo puede consistir en poner un eslogan en las redes sociales y no pasarle una escoba ni una brocha a un solo banco en todo Cádiz», han denunciado.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios