El año pasado una protesta de los vigilantes de Eulen colapsó el aeropuerto de El Prat
El año pasado una protesta de los vigilantes de Eulen colapsó el aeropuerto de El Prat - ARCHIVO

Ilunion acerca posturas con los vigilantes de seguridad de Barajas para evitar la huelga

El comité de huelga constata una «predisposición al entendimiento» tras mantener un encuentro con la compañía este lunes. Los sindicatos no convocantes critican los paros

MadridActualizado:

Los vigilantes de seguridad del aeropuerto de Adolfo Suárez-Madrid Barajas y la empresa adjudicataria del servicio, Ilunion, están intentando evitar una huelga que amenaza con colapsar el primer aérodromo español en pleno mes de agosto. Ambas partes han mantenido «conversaciones» este lunes con las que han acercado posturas.

Hay que tener en cuenta que la huelga del gremio, que afectaría a unos 80.000 pasajeros al día, comenzaría este viernes y se extendería hasta el próximo 11 de septiembre. Por ello, sindicatos y empresa están intentando encontrar una solución de última hora que permita desconvocar los paros.

Las principales reivindicaciones de los trabajadores al abono de una serie de pluses que quedaron rcogidos en el convenio colectivo del sector tras un acuerdo alcanzado entre representantes del sector y el anterior Gobierno en una reunión producida el pasado mes de noviembre. Pero además, los sindicatos también reclaman aspectos como que se respeten los complementos consolidados con la anterior concesionaria desde el 1 de julio.

Se trata de reivindicaciones que la empresa está empezando a atender, según un comunicado enviado por uno de los dos sindicatos convocantes de las movilizaciones, Alianza Sindical. La organización, de hecho, no descarta desconvocar la huelga en las próximas horas si se mantiene la «predisposición» de la compañía.

En este sentido, Alianza Sindical ha informado de que durante los próximos días se celebrará una nueva reunión «a petición de la empresa» en la que se pretende solucionar de una vez por todas un conflicto al que se podrían sumar los trabajadores de Barcelona-El Prat y el aeropuerto de Santander-Seve Ballesteros.

Conflicto entre sindicatos

La convocatoria de paros, sin embargo, no ha recibido un apoyo unánime por parte de las organizaciones de trabajadores. UGT y CC.OO. ya anunciaron la semana pasada que no los secundarían, mientras que el Sindicato Autónomo de Trabajadores de Empresas de Seguridad Ates-Sam ha dado un paso más y ha cuestionado las motivaciones de Alianza Sindical a la hora de convocar estas protestas.

Según un comunicado de Ates, es falso que sindicato represente al 20% de los trabajadores del aédromo, como ha defendido. En realidad, según este texto, Alianza Sindical no cuenta con ningún miembro en el comité de empresa y solo obtuvo 14 votos (entre 2.200 trabajadores) en las últimas elecciones sindicales de Ilunion-Madrid. Ates, por contra, asegura representar al 80% de esta plantilla y lamenta que no han sido en ningún momento informados de la convocatoria de estos paros.