La distribuidora ha introducido destacados cambios en su dirección financiera y comercial
La distribuidora ha introducido destacados cambios en su dirección financiera y comercial - ISABEL PERMUY

Fridman se queda sin representación en el consejo de Dia tras la dimisión de sus dos consejeros

Continúan los cambios en la cúpula de una compañía, que en pocos días abandonará el Ibex 35 tras perder el 90% de su valor bursátil desde que comenzó este año

MadridActualizado:

El máximo accionista de la cadena de supermercados Dia, Mikhail Fridman, propietario del fondo Letterone, se queda sin representantes en el consejo de administración de la compañía. En el día de hoy han presentado su dimisión los consejeros Karl-Heinz Holland y Sergio Antonio Ferreira Dias, según ha comunicado Dia en un hecho relevante a la CNMV. Ambos ya exconsejeros fueron colocados por Letterone, que controla el 29,9% del capital de Dia.

Desde la compañía han justificado la salida de dos de las personas de confianza de Fridman en su intención «de centrar sus esfuerzos en trabajar desde Letterone en el proceso de diseño y desarrollo de un plan de sostenibilidad a largo plazo para Dia». La misma justificación que la compañía utilizó cuando el pasado 4 de diciembre el presidente interino Stephan DuCharme, mano derecha de Fridman, presentaba su dimisión como presidente y consejero.

Karl Heinz Holland llegó al consejo el pasado mes de abril junto a DuCharme, cuando era todavía presidenta Ana María Llopis y consejero delegado Ricardo Currás. Sergio Antonio Ferreira Dias por su parte entró en el consejo a finales de octubre, justo cuando la compañía estudiaba un agujero financiero en sus cuentas. Desde Dia no han aclarado que estos puestos en el consejo vayan a ser ocupados próximamente.

En la actualidad, la cadena de supermercados está estudiando realizar una ampliación de capital de 600 millones, asegurada por Morgan Stanley. Este punto podría ser el principal detonante de la salida de los consejeros de Fridman, ya que desde Letterone hay discrepancias en llevar a cabo esa ampliación. Como la sociedad cuenta con el 29,9%, si quisiera mantener su porcentaje Fridman debería invertir casi 200 millones más en una cadena sumida en una crisis.

Además, Dia se encuentra en un proceso de refinanciación de su deuda, que asciende hasta los 1.400 millones de euros, y llevando a cabo una serie de desinversiones para desprenderse de sus enseñas Clarel y Max Decuento.

Todo ello coincide con la próxima salida de Dia del selectivo Ibex 35 tras perder cerca del 90% de su valor en Bolsa desde que comenzó 2018, para ser sustituida por el fabricante de pasta de papel Ence.