Real Madrid-ValenciaPitos, aplausos y el final del «expediente Isco»

Solari le concedió diez minutos y alineó un once de futuro inédito, con Fede Valverde, Ceballos, Llorente y Reguilón en el once

Actualizado:

Era el morbo del partido. «Expediente Isco». Su jefe, Solari, descubrió sus cartas paulatinamente el mismo día del enfrentamiento con el Valencia. Primero le incluyó en la convocatoria, a las once de la mañana de ayer, tras el castigo disciplinario impuesto en Roma. A las siete y media de la tarde de ayer, menos de dos horas antes del encuentro, Isco constaba oficialmente como suplente. Odriozola y Kiko Casilla fueron los compañeros que se quedaron fuera del banquillo. El deseo del andaluz era disfrutar del fútbol en el segundo tiempo. El responsable deportivo le concedió diez minutos. Le dio una palmada en la espalda y saltó al césped.

Isco suma 89 minutos con Solari, repartidos en cinco partidos; no jugó en Melilla ni en Roma; jugador y entrenador desean revertir la situación

Los hechos son indiscutibles. El malagueño nunca ha sido titular con Solari a lo largo de estos siete encuentros dirigidos por el argentino, porque el nuevo entrenador le exigió que recuperara la forma tras una operación de apendicitis que afectó a todo el tren central de su cuerpo. El trabajo de abdominales y lumbares no es sencillo en esas circunstancias.

Julen Lopetegui le hizo reaparecer demasiado pronto, defensor total del malagueño, y el jugador no rindió frente al Levante (1-2) y el Barcelona (5-1), dos derrotas que confirmaron una deficiencia física del Real Madrid como conjunto que en el caso de Francisco Alarcón albergaba el problema añadido de su intervención quirúrgica. Solari decidió entonces apostar por los hombres en mejor condición y utilizó a Lucas, Ceballos, Reguilón y Odriozola. En Roma jugó con Lucas y Llorente, que lo hicieron muy bien. Y frente al Valencia alineó a Lucas, Ceballos, Llorente, Reguilón y Fede Valverde. Solari quiso acabar ayer con el «expediente Isco», tras la sanción de Roma, y le concedió esos diez minutos tras ese gesto de complicidad.

Jugará contra el Melilla en el Bernabéu

El futbolista también quería cerrar este capítulo. Ha cambiado de postura. Debe entrenarse y jugar con actitud. Anoche tuvo esos minutos y será titular el jueves frente al Melilla, para que adquiera ritmo de competición. Comienza otra etapa para el preparador y el futbolista.

Solari no le alabó particularmente, quiso elogiar a todos: «Todos estuvieron bien y los que entraron en el segundo tiempo, también. A Isco le dije que buscara el contragolpe y lo hizo».

La otra gran noticia de la noche fue el once inédito que el técnico formó en un partido tan importante, con Reguilón en defensa y un centro del campo integrado por Ceballos, Llorente y Fede Valverde. Le cuestionamos al entrenador, que ha trabajado muchos años en la cantera madridista, por este salto de los jóvenes y los canteranos en un momento tan importante: «Es un orgullo que juguemos con ellos. Son el presente y el futuro. Deben ayudar ya al equipo. Tienen energía y es bueno el reparto de esfuerzos con los veteranos. Ojalá todos ellos sigan aquí dentro de cinco años».