La nueva autovía conectaría con la A-49 tras el cruce de Bonares
La nueva autovía conectaría con la A-49 tras el cruce de Bonares - ABC
INFRAESTRUCTURAS

La Junta de Andalucía desentierra el proyecto de autovía para conectar Huelva y Cádiz

La Consejería de Fomento prevé tener el estudio de tráfico el próximo año

SevillaActualizado:

La Junta de Andalucía ha desenterrado el proyecto para conectar Huelva y Cádiz por autovía, sin necesidad de pasar por Sevilla, con los atascos en la ronda que ello acarrea. Es una vieja aspiración de empresarios y de la sociedad civil en ambas provincias que el Gobierno andaluz de Manuel Chaves se dejó a medio hacer en el año 2001. Las presiones de los grupos ecologistas y el elevado coste de la construcción de un túnel para salvar la barrera del Guadalquivir hicieron encallar esta infraestructura.

Huelva y Cádiz son las dos únicas provincias costeras colindantes en Europa que no tienen conexión por carretera. La Consejería de Fomento, Infraestructuras y Ordenación del Territorio quiere acabar con este «anacronismo». «La voluntad del Gobierno del cambio es estudiar la posibilidad de unir estas dos provincias bordeando el preparque de Doñana por el norte», señala a ABC el viceconsejero del ramo, Jaime Raynaud.

La iniciativa se encuentra en una fase muy embrionaria. El encargo y redacción de los estudios consumirán la actual legislatura y seguramente parte de la siguiente. Es un proyecto «a largo plazo también por el coste tan importante que tiene», pero «no podemos renunciar» a él «si en un momento» dado dicho estudio «nos indica que es compatible con la protección de Doñana y el medio ambiente», constató ayer la consejera Marifrán Carazo cuando le preguntaron por ello.

El primer paso será actualizar el estudio de demanda de tráfico y viabilidad de la nueva vía. El que hay fue elaborado hace más de un cuarto de siglo. El Ejecutivo prevé que dicha evaluación esté finalizada «a lo largo del próximo año». Una vez analizado el flujo de tráfico, «el siguiente paso será encargar el estudio del trazado», añade el viceconsejero de Fomento.

El trazado está por perfilar, pero la Consejería ha tomado como punto de partida la llamada «Solución Norte» proyectada durante la etapa de Manuel Chaves. La idea es «bordear» el entorno del parque natural de Doñana al norte, lo que permitiría aprovechar infraestructuras ya existentes, como la autopista A-49 Huelva-Sevilla y la autovía del Sur o A-4 hacia Cádiz, procurando en todo momento que el emblemático espacio protegido no sufra ningún impacto. «Estamos empezando a estudiar esa y cualquier otra alternativa compatible con el más estricto cumplimiento de los informes medioambientales, mucho más teniendo en cuenta la proximidad de una joya paisajística y natural como Doñana», puntualiza Jaime Raynaud.

Un túnel en el río

El proyecto que terminó enterrando el Ejecutivo de Manuel Chaves hace casi dos décadas partía en la provincia de Huelva desde la autopista A-49 del V Centenario, a la altura del cruce con la localidad onubense de Bonares, y se adentra en el término municipal de Hinojos, para prolongarse, ya en la provincia de Sevilla, hacia Villamanrique de la Condesa.

El eje Huelva-Cádiz proseguía hasta Isla Mayor, donde se topa con el mayor obstáculo, el Guadalquivir. Para sortearlo a la altura de Lebrija, se planteó construir un puente o un túnel desde la localidad sevillana para enlazar con la A-4 en dirección a Cádiz, pero la cuantiosa inversión y las voces críticas de los ecologistas hicieron descarrilar el plan socialista.

En el Gobierno del PP y Cs son muy conscientes de que cualquier iniciativa que se encuentre en las inmediaciones de la Reserva de la Biosfera requiere dosis extras de celo y precaución. Está el ejemplo reciente del proyecto de gas en Doñana, rechazado por la Eurocámara en marzo.

Vistos los precedentes, la Consejería quiere andar con pies de plomo. Se ha impuesto dos condiciones irrenunciables: el «escrupuloso respeto» al espacio protegido, frontera entre ambas provincias, y el uso gratuito de la futura vía. El peaje está descartado en cualquier carretera que sea de titularidad de la Junta de Andalucía.

La conexión por carretera de Huelva Cádiz estaba recogida en el programa electoral del PP andaluz en las pasadas autonómicas y lo anunció el propio Juanma Moreno en un acto de campaña en Huelva.

El nuevo Plan de Infraestructuras del Transporte y la Movilidad en Andalucía, que se aprobará en 2020, recogerá las obras prioritarias para la Junta durante el periodo 2021-2027. «En función de cómo estén de avanzados los estudios, se reflejará de una forma u otra en este plan», señaló el viceconsejero. Probablemente, figurará el inicio del mismo. Su coste, por encima de los 500 millones, está por definir. Fomento explorará distintas vías para financiarlo, sin desechar ninguna: la colaboración público-privada, los fondos europeos o el apoyo de otras instituciones.

A pesar de las cautelas, ya han surgido las primeras voces discrepantes. Sin tan siquiera conocer cuál va a ser el trazado, la organización ecologista WWF rechazó el proyecto y asegura que crearía «un cinturón de asfalto» en torno al Parque que «aislaría aún más el espacio protegido». El PSOE ya ha anunciado que va a pedir la comparecencia de la consejera en el Parlamento para que dé explicaciones. Para Raynaud, el proyecto tiene ventajas sobre el medio ambiente. Al acortar el recorrido, el gasto en combustible se reduce y también las emisiones de CO2 a la atmósfera.