Anna, la cordobesa de «Maestros de la Costura»
Anna, la cordobesa de «Maestros de la Costura» - RTVE
TELEVISIÓN

La cordobesa Anna supera otra prueba de fuego en el reality de TVE «Maestros de la Costura»

La aprendiz más joven del taller se libra de la expulsión pese a las duras críticas del jurado

CÓRDOBAActualizado:

De cordobés a cordobés: «Lo has tenido claro desde el principio pero el resultado nos ha quedado horroroso, bochornoso, no tiene ni pies ni cabeza y es inaceptable». Así criticó el diseñador Palomo Spain, natural de Posadas, la creación de su aprendiz cordobesa Anna, una de las concursantes que participan en el programa Maestros de la Costura. Anna se libró en el programa del lunes de otra expulsión: ya estuvo a punto de dejar el taller en el estreno del talent show de costura de TVE.

En la prueba eliminatoria, Anna tuvo que customizar un mono utilizando plástico. Para el jurado, este era un material fácil de emplear y sin embargo su diseño no cumplió sus expectativas. Sin embargo, la cordobesa de 21 años superó la prueba de fuego y permanecerá al menos una semana más en este talent show.

Así lo decidió el jurado en el programa del lunes, cuando expulsó de Maestros de la Costura a Vanessa, que compartía su «nominación» con Anna y con Luisa. Tras la salida de su contrincante, Anna y sus nueve compañeros se enfrentarán la próxima semana a tres nuevos retos de costura. Para la cordobesa, cada programa de Maestros de la Costura es una lección profesional, y así lo hizo saber a través de una publicación en su cuenta de Instagram: «Todos los consejos y valoraciones duras no me desaniman, ni me hacen venirme abajo, todo esto me sirve para aprender de los errores y mejorar. Recordad que nadie nace sabiendo».

A veces olvidamos la empatía, y a parte de no haber estudiado nada de esto y menos aún trabajado, jamás he hecho una falda de tablas y nadie me ha enseñado cómo hacerla. Eso no quita que no saberla hacer implique que no sepa coser o tener buenas ideas, que la falta de tiempo y la inexperiencia se nota, aunque sé que no es justificable. Vosotros quedaros con lo que querais, yo me quedo con que gracias a esa falda estoy aprendiendo a hacer una bien hecha, os debo una falda de tablas, lo prometo!! Una imagen vale más que mil palabras, y sin duda me quedo con estos momentos tan bonitos que son los que verdaderamente me llenan💗 @jaime_costura gracias por ese abrazo, que es el que mi mami me hubiera dado si hubiera estado allí. Ah y no solo la falda de tablas! Me niego a que esto se quede así!! Como no es que vista con camisas, he pensado hacerme un vestido camisero para también aprender a poner bien los puños, cuello, canesú... Y todo bien hecho lo prometo!!! Todos los consejos y valoraciones duras no me desaniman, ni me hacen venirme abajo, todo esto me sirve para aprender de los errores y mejorar. Recordad que nadie nace sabiendo💞

Una publicación compartida de Anna Maestros de la costura (@anna_costura) el

Anna tiene dividida a la audiencia del programa: donde algunos ven a una chica joven que irradia dulzura otros detectan a una «drama queen» que hace de sus llantos un reclamo televisivo. En cualquier caso, la concursante demostró el lunes sus ganas de aprender observando con atención los movimientos de un verdadero maestro de la costura como Lorenzo Caprile, que le dio ideas con las que podría haber mejorado su diseño.

Anna es la concursante más joven de Maestros de la Costura. Es estudiante de Magisterio, aunque su verdadera pasión es el diseño de moda. En la página web del programa, se define «nerviosa, pizpireta y familiar», además de como una persona que «se emociona fácilmente».