Amador Mohedano, junto con el viudo, la hija y la nieta de Rocío Jurado, en el cementerio de Chipiona
Amador Mohedano, junto con el viudo, la hija y la nieta de Rocío Jurado, en el cementerio de Chipiona - EFE/Román Ríos

Amador Mohedano padece cáncer de la cavidad nasal

La revista «Semana» anuncia que el hermano de Rocío Jurado, Amador Mohedano será operado en las próximas semanas

SevillaActualizado:

Amador Mohedano tiene cáncer. Así lo ha anunciado la revista «Semana» apenas unos días después de que el hermano de Rocío Jurado recibiera el diagnóstico. El representante de artistas sufre un tumor maligno en la cavidad nasal.

Además, la revista informa que Amador Mohedano deberá pasar por quirófano en las próximas semanas y que «el tumor se ha cogido a tiempo». La primera exgiencia de los médicos al exmarido de Rosa Benito hasta que llegue el día de la operación es que deje el tabaco.

Hace menos de dos semanas se cumplían 13 años de la muerte de Rocío Jurado por un cáncer de páncreas contra el que la cantante de Chipiona luchó durante dos años y medio. Ahora, la misma enfermedad ha vuelto a aparecer en la familia Mohedano y a Amador le ha golpeado en el peor momento.

Acuciado por sus problemas económicos, el representante llegó a reconocer hace unos meses encontrarse en una situación de «ruina». Su deuda con Hacienda -250.000 euros- y los negocios fallidos en su tierra natal, sumieron al hermano de la más grande en una profunda depresión.

Amador Mohedano y Rocío Jurado
Amador Mohedano y Rocío Jurado - ABC

Cuando parecía que la mala racha acababa y que por fin podía remontar, le llega un nuevo revés. La noticia avanzada por la revista de este miércoles, de la que ya se han hecho eco numerosas publicaciones nacionales, cuenta que Amador Mohedano está «abatido, destrozado e incapaz de asumir que la vida le haya dado un mazazo así justo cuando empezaba a ver la luz al final del túnel»: «Estoy muy agobiado. Lo que peor llevo es sentir que no tengo ganas de salir, de ver a la gente...». Sin embargo, y tras superar una importante depresión, a día de hoy el empresario se siente mucho mejor anímicamente.