La Voz - EL APUNTE

El cielo como único techo

Cerca de un centenar de personas sin hogar buscan cobijo en las calles de la ciudad durante este verano

Actualizado:

Distintos espacios de la ciudad se han convertido en los últimos días en el hogar de personas cuyo único techo es el cielo de Cádiz. Cerca de un centenar de indigentes se han distribuido por distintos rincones de la capital para pasar la noche y soportar las altas temperaturas veraniegas. Muchos de estos espacios son eminentemente turísticos y visitados diariamente en estas fechas estivales por centenares de personas interesadas por el encanto de la tacita de plata. Una tacita que, desgraciamente, cada vez brilla menos. Desde las asociaciones y entidades que prestan de forma altruista su ayuda a estas personas sin hogar ofreciéndoles comida, productos de higiene o simplemente escuchándoles, han saltado las voces de alarma al considerar que Cádiz se está convirtiendo en una ciudad que, quizás por su clima, atrae más que otros municipios a estas personas que tienen la calle como único hogar. De hecho, algunas de estas organizaciones han manifestado encontrarse en una situación de «desbordamiento» al haberse incrementado de forma importante la presencia de ‘sin techo’ en las calles a los que atender. Reclaman soluciones inmediatas al equipo de Gobierno de Podemos que durante la campaña electoral de las Elecciones Municipales presentó la erradicación del ‘sinhogarismo’ como una de sus banderas aunque, tras dos años, se ha demostrado que -como en otros muchos asuntos- «las cosas de palacio van despacio». El partido que venía a solucionar todos los problemas sociales de esta ciudad está claramente estancado y según las asociaciones que atienden de forma directa a las personas de la calle, «este asunto se les está yendo de las manos». Un crucerista no puede llegar a esta ciudad trimilenaria y encontrarse nada más bajar del barco y a escasos metros del Ayuntamiento, del Palacio de Congresos o del centro histórico un auténtico campamento de indigentes en los jardines de Canalejas. Si buscamos una imagen de la ciudad para que sea puerto base de cruceros y un referente turístico durante todo el año, hay que dar una solución inmediata a este problema. Ya sea con un centro de día, con un nuevo albergue con más plazas o con pisos tutelados porque Cádiz no se puede convertir, tal y como dicen las organizaciones que se dedican a atenderles en «una ciudad sin Ley». Las personas sin hogar necesitan mucho más que un ‘kit’ de verano compuesto de una gorra, una camiseta o un protector solar. Necesitan de una atención integral y personalizada de manos de profesionales.

LA VOZLA VOZ