Cultura - Música

Lo que dice la crítica británica especializada de «Blue & Lonesome»

Los medios en el Reino Unido coinciden en señalar que es el mejor trabajo de los Rolling Stones de los últimos tiempos

Lo que dice la crítica británica especializada de «Blue & Lonesome»

«Blue and Lonesome», el nuevo álbum de los Rolling Stones, ha salido hoy al mercado acompañado de críticas amables de la prensa británica, que le dedican adjetivos como «vibrante» y «visceral» y elogian la «poderosa» voz de su líder, Mick Jagger.

Por primera vez en su dilatada carrera, el legendario grupo de rock británico ha creado un proyecto basado enteramente en versiones declásicos de gigantes del blues como Jimmy Reed, Willie Dixon, Eddie Taylor, Little Walter o Howlin' Wolf.

Es, además, el primer trabajo de estudio que los veteranos músicos publican en más de una década -desde «A Bigger Band», en 2005- y se compone de doce temas versionados que arrancan con la recreación del «I'm Just Your Fool» de Buddy Johnson.

Según señala hoy The Guardian, el disco destila un «sonido atractivo, visceral y vivo», en el que destaca la «poderosa voz» de Jagger, al tiempo que remarca las «fantásticas contribuciones» de Keith Richards y Ronnie Woord en canciones como «Hate To See You Go». Es un trabajo «más que aceptable, que no es algo que se pueda decir de muchos de los álbumes de los Stones de los últimos 30 años», apunta también ese periódico, al considerar que ellos suenan «más crudos y vibrantes» de lo que lo han hecho en mucho tiempo.

Grabación en tres días

El proceso de grabación apenas les llevó tres días el pasado diciembre en los londinenses British Grove Studios, un complejo situado al oeste de la capital británica, propiedad de Mark Knopfler, de los Dire Straits.

Las canciones originales que se versionan en «Blue & Lonesome» fueron mayoritariamente grabadas a mediados de la década de los 50 por artistas de la talla de los citados Howlin' Wolf, Jimmy Reed o Little Walter.

Son temas que los integrantes de los Stones conocen desde hace medio siglo y su reinterpretación sirve de especie de «homenaje» a aquellos artistas que han admirado desde niños, según explicó Jagger durante una evento de promoción.

Para The Independent, versionar a otros no refleja, en este caso específico, ningún intento por parte de la formación de «recuperar la juventud perdida, propio de una crisis de la mediana edad» y apunta, en cambio, que el trabajo está «bien engranado». De hecho, agrega que es lo más «disfrutable» que ha creado el grupo «en bastante tiempo», mientras que la revista especializada Classic Rock Magazine cree que «captura» la esencia de los Stones.

Por su parte, The Daily Telegraph señala hoy que «la mejor y más longeva banda de rock del mundo demuestra que aún tiene lo que se necesita» para continuar siendo noticia.

Colaboración de Eric Clapton

Con este disco sus Satánicas Majestades han retrocedido en el tiempo hasta llegar a sus raíces musicales, el «blues» americano, que durante finales de los 60 y principios de los 70 tuvo un enorme impacto en la escena musical británica.

La banda ha contado con la participación en dos de los temas de otro veterano músico y viejo amigo de los Rolling Stones, Eric Clapton, quien se encontraba en el momento de la grabación trabajando en su propio álbum en otro de los estudios.

Don Was, coproductor del álbum, ha señalado que «Blue & Lonesome» representa un «testamento manifiesto de la pureza de su amor por hacer música» y, en este sentido, «el blues es, para los Stones, la esencia de todo lo que hacen».

Con la salida al mercado de este trabajo, los Stones ponen la guinda a un año que les ha llevado de gira por Latinoamérica y en el que celebraron un histórico concierto gratuito en La Habana (Cuba), del que surgieron dos documentales.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios