La baronesa Thyssen
La baronesa Thyssen - EFE

Carmen Thyssen: «Ahora pienso en los herederos sobre todo»

La baronesa comenta la subasta «histórica» de un Buda de su colección en Christie’s de Nueva York por 3,2 millones de euros

MadridActualizado:

Carmen Thyssen se muestra muy satisfecha de la subasta en la casa Christie’s de Nueva York, en la que una figura de bronce de Buda de su colección, realizada en el siglo XIII o XIV, alcanzó 3,2 millones de euros. «Fue una puja histórica, y estoy muy satisfecha. Es una pieza que me encanta, siempre me ha gustado mucho», comenta la baronesa a ABC desde Andorra.

La obra protagonizó uno de los momentos estelares de la velada y las pujas, que partieron de 300.000 dólares, no pararon de sucederse durante cuatro minutos. Con el golpe de martillo que adjudicaba el Buda por 3,2 millones la sala prorrumpió en aplausos. «Adquirí la pieza en 1993 en Sotheby’s Nueva York y la verdad es que me encantaba», añade la baronesa. ¿Por qué venderla, entonces? «Creo que soy una coleccionista muy seria de cuadros, y lo cierto es que no se puede ser de demasiadas cosas si te gusta conocer bien todo. Aunque se demuestra con la subasta que la pieza era de una enorme calidad, creo que no se puede abarcar tanto», responde al otro lado del teléfono.

Sin embargo, otras dos piezas que la baronesa iba a vender no encontraron comprador y la puja se detuvo antes de llegar al precio mínimo. ¿Las volverá a subastar, las traerá de vuelta? «No, no pienso traerlas, ya se quedarán en Nueva York, eso lo tengo claro», a la espera de un comprador. La venta de obras de la colección Carmen Thyssen tiene como fondo la negociación de un nuevo contrato de cesión al Estado español. «Las negociaciones prosiguen en un clima muy bueno –comenta–, tenemos hasta el 31 de diciembre».

Proyectos

«Yo ahora pienso sobre todo en los herederos y en que la colección se mantenga unida. Por eso estoy con el proyecto de 400 obras de arte catalán en Sant Feliú de Guixols y con el futuro museo de Andorra. Hoy estoy aquí por el patronato y también tendremos pronto otro patronato en el museo de Málaga y en Madrid».

La subasta de Christie’s se presentó bajo el título «Piezas de arte de la India, Himalaya y el Sur de Asia». Se quedaron sin vender la estela de piedra negra de Umamaheshvara, del siglo IX, y una figura de bronce de Sambandar. En 2012, Carmen Thyssen vendió «La esclusa», de John Constable, por un total de 27,9 millones de euros.