EDUCACIÓN

La Universidad insiste en la legalidad del examen de Selectividad, que se ajustó a un temario ya conocido

Recalcan que, en caso de irregularidad, existen protocolos para compensar a los alumnos

Examen de Selectividad del pasado lunes.
Examen de Selectividad del pasado lunes. - F. JIMÉNEZ

La plataforma change.org lleva, en el momento de la consulta, cerca de 20.000 firmas en protesta por el examen de Historia del primer día de Selectividad. Sin embargo, la Universidad de Cádiz no ha recibido ninguna queja formal por este hecho ni ninguna instancia para impugnar la prueba. La razón, según la Universidad, es clara: el examen se ajustó a la normativa y es perfectamente válido.

En la UCA rechazan el término «polémica» a la hora de hablar del examen y repiten que tanto profesores como alumnos conocían el temario y sabían que, como ocurría con las anteriores pruebas de Selectividad, toda la materia era susceptible de aparecer.

Hay que recordar que, precisamente, este año era la Universidad de Cádiz la encargada de organizar las pruebas de Selectividad para el resto de Andalucía. Según indican fuentes de la UCA, en años anteriores, ante el indicativo de cualquier anomalía, bien se ha anulado la pregunta bien se han establecido mecanismos objetivos de compensación o se ha llegado, incluso, a repetir la prueba

Sin embargo, repiten que éste no es el caso, y que no han recibido ningún aviso de los responsables que se encargan de velar por el óptimo desarrollo de las pruebas. Además, recalcan el celo de las comisiones que elaboran los exámenes para que éstos se ajusten a la norma.

Hay que recordar que la de este año era la primera ocasión en la que se realizaba este tipo de exámenes según el modelo Lomce, tras anularse la Selectividad habitual de años anteriores. Las pruebas de este año, desde hacían meses, habían suscitado el desconcierto de estudiantes y alumnos, que no sabían exactamente con qué se iban a encontrar.

La protesta de los alumnos

El argumento de los alumnos a la hora de formalizar al respuesta es que muchos institutos no pudieron dar el tema por el que se preguntó en la opción B del examen de Historia. La petición para solucionar este problema iba dirigida al ministro de Educación (Íñigo Méndez de Vigo) y a la presidenta de la Junta (Susana Díaz) y ahora se ha incluido al rector de la UCA, Eduardo González Mazo.

Según el escrito, elaborado por el estudiante gaditano Carlos Villegas, los profesores «mal orientados en las reuniones que han tenido sobre Selectividad» aseguraron que ese tema no podía aparecer en el examen. En la Universidad, sin embargo, responden que todo el temario es susceptible de aparecer en las pruebas.

Tras la prueba, común para toda Andalucía, muchos alumnos lamentaron que el no haber respondido bien a la pregunta redundaría en una bajada de la nota media con la que poder acceder a la Universidad.

Toda la actualidad en portada

comentarios