En primer plano, el general Ballesteros durante la conferencia.
En primer plano, el general Ballesteros durante la conferencia. - ANTONIO VÁZQUEZ
TERRORISMO

«Los terroristas yihadistas no nos van a doblegar»

El general Ballesteros, director del Instituto Español de Estudios Estratégicos, ha explicado cómo se defiende Europa de esta amenaza

San FernandoActualizado:

El terrorismo yihadista es esa lacra invisible constantemente presente que golpea a los pueblos de forma intermitente y contra la que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado luchan sin descanso. En España, el último ataque lo sufrimos el pasado mes de agosto, con los atentados de Barcelona y Cambrils, que sembraron Las Ramblas de dolor y causaron 146 víctimas, entre fallecidos y heridos.

Uno de los mayores expertos sobre yihadismo del país, el general Miguel Ángel Ballesteros, director del Instituto Español de Estudios Estratégicos (IEEE), organismo dependiente del Ministerio de Defensa, ha congregado durante la tarde de este martes en el Centro de Congresos ‘Cortes de la Real Isla de León’ a decenas de ciudadanos.

Durante este encuentro, organizado por la Real Academia de San Romualdo de Ciencias, Letras y Artes de San Fernando, el general Ballesteros ha impartido una conferencia titulada ‘Cómo se defiende Europa del yihadismo’, en la que ha dado las claves para comprender de qué forma se planta cara esta amenaza.

Debido a estas derrotas del ‘Califato’, ha asegurado el general, «Daesh pide que se cometan atentados contra Rusia y los 68 países que están en la operación ‘Inherent Resolve’». Y ahí entra en juego el problema de los «retornados» o combatientes extranjeros que han ido a luchar con los yihadistas en Siria (se calcula que unos 260 españoles han viajado para combatir en ese país) y vuelven a sus países de origen fuertemente radicalizados para cometer atentados.

Junto con los musulmanes, principalmente de segunda generación, que se han radicalizado a través de las redes sociales. «Un peligro para Europa», ha subrayado el general Ballesteros, que ha puesto como ejemplo los atentados de París, Bruselas o Barcelona. Y destacado otras consecuencias de la guerra en Siria, como el drama de los refugiados, «cuatro millones de personas que quieren llegar a Europa».

Además, en palabras del director del IEEE, «la derrota del Daesh ha supuesto el refuerzo de Al Qaeda, que tiene muchas franquicias, entre ellas Al Qaeda en el Magreb Islámico, que opera en el Sahel y tiene como objetivo Al Andalus», por lo que la amenaza está más que presente.

Por ello, ha resumido el general Ballesteros, Europa debe seguir tres líneas de actuación para combatir al yihadismo: que la lucha contra este terrorismo sea un objetivo internacional; no dejar que los yihadistas se reagrupen en otros territorios y luchar contra la radicalización, para lo que «es fundamental la propia comunidad musulmana».

«Si sufrimos un atentado debemos reponernos y tirar para adelante», ha afirmado el director del IEEE, porque «es muy fácil cometer un atentado», pero debemos mostrar a los terroristas que «no nos van a doblegar y la sociedad Occidental va a mantener sus valores».