INFRAESTRUCTURAS

El PP cree que un carril reversible en la avenida de Astilleros es «tirar el dinero»

Para los populares, la actuación prevista por el equipo de Gobierno en la carretera industrial «sería provisional ya que hay que prever la llegada del tranvía»

La carretera industrial se ha convertido en un nuevo punto negro de circulación.
La carretera industrial se ha convertido en un nuevo punto negro de circulación. - LA VOZ

El anterior equipo de Gobierno del Partido Popular presentaba en diciembre de 2014 el proyecto de urbanización de la antigua carretera industrial, que contemplaba dos rotondas, una avenida el doble de ancha que la actual -con dos carriles de circulación en cada sentido- y aceras más amplias. En esta nueva avenida de Astilleros convivirían el coche, el autobús, la bicicleta, el peatón y el tranvía.

La urbanización de esta vía, que según contempla el convenio del Plan Plaza de Sevilla se financiaría por parte de Adif con el dinero resultante de la venta de las parcelas que han sido desafectadas del uso ferroviario, se presentó con un presupuesto que superaba los 10 millones de euros. Pero Adif no ha logrado aún vender la totalidad de estas parcelas. El presupuesto presentado por la ex alcaldesa, Teófila Martínez, dista mucho de la asignación presupuestaria que se ha realizado por parte del equipo de Gobierno para acometer esta actuación tan necesaria desde que entró en funcionamiento el nuevo puente de la Constitución de 1812.

La avenida de Astilleros se ha convertido en un nuevo punto negro de tráfico que se ha visto especialmente colapsada en eventos como la Regata de grandes veleros celebrada este verano. Ante el clamor popular sobre la necesidad de ampliar esta vía, el equipo de Gobierno anunció que sería una de sus prioridades en materia urbanística para este ejercicio e incluyó 600.000 euros en el presupuesto municipal para este fin. Eso sí, los planes han variado con respecto al proyecto inicial ya que se ha anunciado la puesta en marcha de tres carriles, y no cuatro, de los cuales uno de ellos sería reversible, y estaría controlado por la Policía Local.

Para el PP, esta actuación sería «tirar el dinero ya que está muy claro que sería una solución provisional y no definitiva porque hay que integrar el tranvía». A juicio de los populares, «es incomprensible que se vayan a invertir 600.000 euros en una obra que se tendrá que hacer de nuevo en cuanto se integre el tranvía en la ciudad gaditana».

De hecho, hace unas semanas, el concejal de Urbanismo del Ayuntamiento de Cádiz, Martín Vila, apremiaba a la Junta de Andalucía y a Adif para que aceleraran los procesos con objeto de que el tranvía llegara por fin a la capital. La comisión técnica de la Plaza de Sevilla está pendiente de reunirse aunque aún no está establecida una fecha para ello. La estación de autobuses, ya finalizada, está a la espera de que se firme un convenio entre Junta de Andalucía y Adif para la instalación de un ascensor y, por otro lado, de licitar su gestión una vez finalizadas las obras complementarias de conexión que restaban por parte del

El equipo de Gobierno ha consignado 600.000 euros en los presupuestos de este año para urbanizar la carretera industrial

Ayuntamiento.

Lo cierto es que el Plan Plaza de Sevilla se encuentra en estos momentos paralizado a la espera de la apertura de dicha estación y de que se decida por las partes qué actuaciones se van a llevar a cabo en este gran espacio, vital para la conexión de Extramuros con el casco histórico y para integrar tanto el tranvía como el tráfico procedente del nuevo puente. Lo que sí está claro es que el Ayuntamiento abandonó el proyecto de construcción del aparcamiento de la Plaza de Sevilla proyectado por el PP y que se está en negociaciones con la Autoridad Portuaria para habilitar un parking en superficie en los terrenos del muelle pesquero, de más de 4.000 metros cuadrados de superficie. También está pendiente el mercado gastronómico que se ubicará en la antigua estación, para lo que es necesario realizar varias obras de conexión.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios