ASUNTOS SOCIALES

Las mujeres abandonan el encierro del Ayuntamiento

El alcalde les confirma que hasta que no se publique en el BOP la modificación del presupuesto, Asuntos Sociales no podrá disponer de más dinero para ayudas

Las mujeres han abandonado su encierro en el salón de Plenos del Ayuntamiento.
Las mujeres han abandonado su encierro en el salón de Plenos del Ayuntamiento. - FRANCIS JIMÉNEZ

Las dos mujeres que permanecían encerradas en el Ayuntamiento de Cádiz desde el pasado viernes tras la celebración de un pleno ordinario en el que ambas tomaron la palabra para expresar la desesperada situación por la que están atravesando ellas y sus familias, han mostrado su escepticismo ante la falta de respuesta del equipo de Gobierno.

Aunque recibieron por la mañana la visita de la concejal de la Mujer, Ana Camelo, que les confirmó que la solución era difícil de momento, ya por la tarde tuvieron ocasión de hablar con el alcalde de la ciudad, José María González Santos, que les informó sobre la situación de falta de liquidez que en estos momentos existe en la delegación municipal de Asuntos Sociales.

Ambas mujeres se encuentran en riesgo de exclusión social, con problemas para abonar el pago del alquiler de sus viviendas y los alimentos y medicinas de ellas y de sus hijos. Ante esta circunstancia se vieron obligadas a reclamar una solución encerrándose en el Ayuntamiento, aún siendo conscientes de que no son los únicos casos que existen en la ciudad.

El alcalde, José María González Santos, aseguraba que desde la delegación municipal de Asuntos Sociales «el contacto y la atencion a estas mujeres vienen produciendose desde hace meses. Desgraciadamente son víctimas de una lacra social, como es la exclusión y la violencia de género, que nos gustaría que no existiera».

Con respecto al problema de una de las dos, el regidor gaditano confirmó que «estamos realizando un seguimiento en corto por parte de Asuntos Sociales de su caso pero nos encontramos con un problema de falta de liquidez en la delegacion».

Añadió que el pasado año «atendimos a más de 27.000 usuarios pero tenemos que ser conscientes de que las arcas municipales son finitas y no un saco sin fondo». Recordó que recientemente se han aprobado dos modificaciones presupuestarias «para tener fondos para atender a las crecientes demandas de los ciudadanos» aunque hay que esperar a que se publiquen en el BOP para que se pueda hacer uso de ellas.

Añadió que «las soluciones no van a ser las que se esperan ya que la situación de deuda del Ayuntamiento y la poca capacidad con la que contamos los ayuntamientos nos impiden hacer todo lo que nos gustaría». Culminó afirmando que «estamos sustituyendo la incapacidad de otras instituciones pero a la puerta a la que llaman es a la del Ayuntamiento».

Ante estas circuntancias, las mujeres decidieron sobre las ocho de la tarde de ayer abandonar su encierro esperando prontas soluciones del Consistorio.

.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios