Iñaki Urdangarín - EFE

El cumpleaños más incierto de Iñaki Urdangarín

Hoy celebra sus 50 años, en vísperas de que el Tribunal Supremo resuelva su recurso por el caso Nóos

A.M
MADRIDActualizado:

Iñaki Urdangarín vive días de nervios e incertidumbre. Hoy sopla las velas de su 50 cumpleaños, aunque los motivos para celebrar escasean. El marido de la Infanta Doña Cristina está a la espera de que el Tribunal Supremo resuelva el recurso que interpuso ante la condena de la Audiencia de Palma sobre el caso Nóos, el pasado mes de febrero. En dicha condena, le impusieron seis años y tres meses de prisión. Urdangarín ha recurrido pidiendo al Alto Tribunal que le absuelva, pero a su vez la Fiscalía del Supremo ha pedido que se eleve la pena de cárcel hasta 10 años. Está previsto que sea en la primera mitad de 2018 cuando el Supremo se pronuncie en un sentido o en otro. Éste podría ser por tanto su último cumpleaños en libertad.

Los Urdangarín y sus tres hijos –Juan Valentín, que cumplió su mayoría de edad el pasado mes de septiembre; Miguel, de 15 años; y la benjamina, Irene– continúan con su vida en Ginebra (Suiza), alejados del foco mediático. Pablo, el segundo de sus vástagos, se encuentra estudiando en el extranjero. El pasado viernes día 5 de enero protagonizaron la ausencia más sonada en el almuerzo que ofreció Don Juan Carlos en el Palacio de la Zarzuela para celebrar su 80 cumpleaños. El día anterior, el clan Urdangarín era fotografiado paseando por las calles de Roma aprovechando las vacaciones escolares de los pequeños. Las imágenes fueron tomadas en el Campo de Fiori, una plaza muy frecuentada por los turistas por su famoso mercadillo. Esta escapada se producía después de despedir el año en Vitoria, donde reside la madre de Iñaki, Claire Liebaert. Allí Doña Cristina disfrutó de la compañía de su familia política y también de su hermana, la Infanta Doña Elena, quien viajó desde Madrid hasta el País Vasco junto a su hija, Victoria Federica. A las dos hermanas de Don Felipe se las pudo ver paseando y compartiendo confidencias.

Apartada

Doña Cristina quedó apartada de la actividad institucional en noviembre de 2011, después de que estallara el caso Nóos, por el que ella fue absuelta el pasado febrero. Su madre Doña Sofía y la Infanta Elena son las únicas que mantienen una estrecha relación con ella. Es más, los cuatro hijos de Urdangarín con Cristina siguen pasando parte del verano junto a su abuela y sus primos, Felipe y Victoria de Marichalar, en Palma de Mallorca

Además de este apoyo, Doña Cristina ha encontrado en el entorno del clan Urdangarín el mejor refugio para sobrellevar los sinsabores de estos seis años de temporal judicial. Pronto se conocerá el desenlace.