La presidenta de Ciudadanos (Cs) en Cataluña, Inés Arrimadas (c), el portavoz de Ciudadanos en el Congreso de los Diputados, Juan Carlos Girauta (d), durante la reunión con el Defensor del Pueblo, Francisco Fernández Marugán (i) - EFE

Cs acude al Defensor del Pueblo y denuncia que «se persiga» a los que quitan lazos amarillos

Arrimadas ha asegurado que el informe presentado relata «el desamparo» y la «violación de los derechos y libertades» de los catalanes por parte de la Generalitat

MadridActualizado:

La presidenta del Ciudadanos en Cataluña, Inés Arrimadas, ha presentado hoy un escrito ante el Defensor del Pueblo, Francisco Fernández Marugán, por la sensación de «desamparo e indefensión» a la que se enfrentan los catalanes debido a la «violación de sus derechos y libertades» por parte de la Generalitat. Asimismo, ha denunciado la «ocupación» del espacio público con símbolos secesionistas y se ha mostrado firme ante las últimas polémicas entorno a la colocación y retirada de lazos amarillos: «No voy a aceptar que se diga que los que quitan lazos amarillos rompen la convivencia».

La delegación de Cs, encabezada por la líder autonómica de la formación y por el portavoz de Cs en el Congreso de los Diputados, Juan Carlos Girauta, ha pedido que el Defensor del Pueblo actúe sobre la administración catalana en el caso de que esta no mantenga «la neutralidad del espacio público» y ha denunciado la «inactividad cómplice» ante esta ocupación por parte de las estructuras de la Generalitat. A mayores, los representantes del partido de Albert Rivera han denunciado diversas causas como la «vulneración» de los derechos de los catalanes en el uso de datos personales por parte de responsables de la Generalitat y el incumplimiento de sentencias judiciales en el ámbito educativo.

La líder de la formación naranja también ha denunciado las supuestas indicaciones a los Mossos d'Esquadra de algunos líderes de Generalitat para que «se persiga más» a los que retiran lazos amarillo que a los que ocupan el espacio público con este tipo símbolos. «No voy a aceptar que se diga que los que quitan lazos amarillos rompen la convivencia, los que la rompen son los que dicen que más de la mitad de Cataluña no son catalanes porque son españoles, los que aseguran que hay que atacar al Estado, los que sostienen que hay que seguir saltándose las leyes», denunció la presidenta de Cs en Cataluña.

«No nos vamos a quedar en casa parados», ha asegurado Arrimadas. «No vamos a bajar la cabeza ni vamos a comprar el marco mental de los nacionalistas, como han hecho durante décadas el PP y el PSOE», ha sostenido, antes de reclamar a los secesionistas que reabran el Parlament y se realice el Pleno propuesto por Cs por la convivencia.

A mayores, Arrimadas ha valorado como «muy triste el hecho de que tengamos que llegar a un momento como éste», pero ha reconocido que esto es fruto de una sensación de abandono, de desamparo y de indefensión que, a su juicio, ya es «intolerable».

«Queremos una Cataluña para todos. Que quien quiera ir a las playas, las plazas, los ayuntamientos y a las fiestas populares se sientan cómodos», ha señalado Arrimadas, antes de remarcar que cualquier catalán tiene que poder ir a la playa con su familia «sin atravesar un cementerio ideológico lleno de cruces amarillas».

La presidenta autonómica de Cs también ha vuelto a hacer una «condena firme» de la agresión sufrida ayer por un cámara de Telemadrid cuando cubría una manifestación convocada por Ciudadanos en Barcelona y ha recordado que esos no son los valores que trataban de transmitir en la concentración, sino respaldar a una mujer que fue agredida mientras retiraba lazos amarillos.