EFE

Los siete desastres económicos que podría traer 2019

El bróker XTB fija en un informe siete posibles riesgos que podrían impactar sobre la economía mundial, algunos de ellos ya han protagonizado el año que acabamos de finalizar como el Brexit o la guerra comercial entre Estados Unidos y China

Madrid Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

El año que acabamos de concluir ha dado más de un susto a las economías de medio mundo. Desde la guerra comercial entre Estados Unidos y China, pasando por un cada vez más inquietante Brexit cuyo acuerdo político fue rechazado este martes en el Parlamento británico o las diferencias entre el nuevo gobierno populista italiano y las autoridades comunitarias, entre otros factores. En suma, 2018 ha dado motivos más que suficientes para dar más de un dolor de cabeza. ¿Y qué nos depara el recién estrenado 2019? Desde el conocido bróker XTB (X-Trade Broker Dom Maklerski) han elaborado una lista de 7 desastres económicos que podrían enturbiar la economía mundial este año, y a los que conceden mayor o menor probabilidad.

Como comenta Javier Urones, analista de XTB, «se trata de siete posibles desastres que ni mucho menos significa, que se vayan a cumplir». Al respecto, este experto ha mostrado mayor preocupación por «la desaceleración de ciertas economías y los resultados de algunas compañías, que no cumplen las expectativas»:

1234567
  1. El miedo a un «Italexit»

    REUTERS

    Es el primer desastre económico citado en el informe realizado por los analistas de XTB y si se produjera podría significar el fin del euro. A pesar de lo dramático, desde este bróker le otorgan bajas probabilidades a este escenario. «El gobierno italiano - formado por el populista Movimiento 5 Estrellas y la ultraderecha de la Liga Norte- podría tratar de usar el Brexit como arma o argumento de chantaje a Bruselas», comenta el analista de XTB y que también ha contribuido al estudio, Javier Urones.

    En esta línea, este experto, ha descartado que la sangre llegue al río porque, como esta demostrando el Bréxit, «ambas partes saldrían perdiendo, aunque mucho más Italia cuya situación económica no es muy favorable». Por ejemplo, la deuda pública rondaba el 133,10% del PIB en el segundo trimestre del año pasado por casi un 100% en el caso español y una prima de riesgo, que ha coqueteado con los 300 puntos básicos. Un dato más: Para Italia si los intereses volvieran a escalar a niveles de la última crisis Italia tendría que abonar a sus prestamistas la friolera de 65.000 millones de euros. El problema es que la cuarta economía de la UE, quizás sea demasiado grande para un hipotético rescate.

    Todo ello, con un Ejecutivo dispuesto a una política más expansiva y social en claro desafío a Bruselas, con medidas para incrementar el salario mínimo o bajar la edad de jubilación y unos presupuestos muy poco comprometidos con la reducción del déficit. Las negociaciones presupuestarias entre el ejecutivo italiano y las autoridades comunitarias han sido a cara de perro, incluida la amenaza de sanciones junto a la devolución de un primer borrador presupuestario. Algo insólito en la historia del club europeo.

  2. Guerra comercial Estados Unidos/China

    REUTERS

    El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, llegó a decir en marzo del año pasado que «las guerras comerciales son buenas y fáciles de ganar». Lo hizo antes imponer aranceles a cientos de productos chinos por varios miles de millones de dólares.

    Para los analistas de XTB, si la «tregua» pactada durante la cumbre del G20 en Buenos Aires entre el mandatario estadounidense y su homólogo chino no diera resultado práctico el impacto se podría ver de inmediato en las bolsas de todo el mundo, y en la propia economía estadounidense, con la subida de precios o la reducción de la demanda. Incluso podría hacer que la Reserva Federal se plantease no subir más los tipos de interés. En esta línea, podría poner fin a 116 meses en que los mercados estadounidenses no han conocido caídas del 20%. Esto daría lugar a fuertes correcciones, que terminarían arrastrando al resto de mercados. Un contexto de pesadilla.

  3. Conflicto en Oriente Medio

    Parlamentarios iraníes queman la bandera estadounidense
    Parlamentarios iraníes queman la bandera estadounidense - REUTERS

    Que el precio del petróleo impacta de forma muy notable sobre la economía global es algo sabido , por ello los autores del informe de XTB han apuntado que el contexto de relajación en los precios de esta materia prima podría terminarse si en el convulso Oriente Medio volviera tensionarse. No se refieren en este informe al enquistado conflicto entre palestinos e israelíes, sino a las enemistad entre dos viejos conocidos: Estados Unidos e Irán. En pocos meses Trump ha desandado los avances realizados por su antecesor y abandonado el pacto nuclear con el país persa.

    En «un escenario poco probable», en palabras del analista de XTB Javier Urones, Irán podría estar tentado de presionar a las potencias occidentales bloqueando el Estrecho de Ormuz, donde pasa el 20% de toda la producción mundial de crudo. El nuevo régimen de sanciones impuesto por Trump está deteriorando la economía iraní, cuya tasa de inflación ronda el 37% y cuyas exportaciones han caído de forma relevante. La posibilidad de presionar con la amenaza de una escalada de precios del Brent, de hasta 100 dólares, podría ser una forma de salir de este agujero. Lo que podría impactar de forma muy grave en países como Corea del Sur e India, que verían afectados su PIB en un 3,5% y un 3,7%, respectivamente.

  4. Crisis políticas en los países emergentes

    Imagen de las manifestaciones contra el actual presidente de Argentina Mauricio Macri
    Imagen de las manifestaciones contra el actual presidente de Argentina Mauricio Macri - AFP

    Los autores del informe de XTB ponen el ojo en varios países emergentes de cara a este año, si en 2018 una crisis diplomática depreció la lira turca un 50% frente al dólar mientras las recientes elecciones en Brasil hicieron oscilar el real hasta un 35%, el calendario electoral podría poner de actualidad países emergentes como Argentina, Sudáfrica o Turquía, además de otras naciones incluidos en el informe bajo este epígrafe como Turquía, Ucrania o Polonia. «Hasta seis de los siete principales emergentes tienen eventos políticos importantes en 2019», advierte el estudio de este relevante bróker.

    Entre los más temidos, para los analistas de XTB, una interferencia rusa en los comicios ucranianos de este año, con el resurgimiento de las hostilidades entre ambos países. O la introducción de una polémica legislación sobre la propiedad en Sudáfrica, en el caso de que se mantenga en el poder el Congreso Nacional Africano (ANC, en sus sigles en inglés) en el poder desde 1994. O de una forma, más moderada, un retorno del peronismo a la cabeza del poder ejecutivo en Argentina tras el mandato del liberal Mauricio Macri. Turquía o Polonia también podrían deparar sorpresas, aunque el informe los consideran más estables. «No sabemos por qué pero en cada elección, los extremos cogen fuerza y hay riesgo de que los gobiernos cambien tras las votaciones o tengan muchas dificultades para gobernar y deban hacer concesiones», comenta Urones quien constata que la Bolsa le gustan más las políticas liberales.

  5. Bancos Centrales

    El año recién concluido consagró la existencia de políticas monetarias diferentes de forma simultánea, con una Reserva Federal (Fed) o un Banco de Inglaterra apostando por un enfoque más restrictivo y las subidas de tipos de interés; una Eurozona en terreno neutro con el Banco Central Europeo (BCE) digiriendo la política de compras y un Banco de Japón abonado a los estímulos. Para Javier Urones, especialista de XTB, «no es nuevo que tengamos a los índices en convivencia con diferentes políticas monetarias». En este sentido, apunta hacia la incertidumbre sobre el comportamiento de Europa ahora que su tratamiento de choque ha terminado.

    En el informe de este bróker se apunta que los valores de algunos activos están «inflados», por la entrada masiva de liquidez de los últimos años, deberían de caer entre un 20% y un 40% volviendo a escenarios de 2012. Todo un dolor de cabeza para muchos inversores y que, sin duda, sería recogido en los índices europeos. En paralelo, la Fed estaría en un escenario distinto con un balance más adelgazado y reuniendo reservas, para los nubarrones que se anuncian a medio/largo plazo.

    Para Urones, el margen del BCE en caso de crisis es muy estrecho (ha comprado hasta 2,6 trillones de dólares en activos entre 2009 y 2017): «Nos hemos gastado todas las ayudas», apunta este experto. En este sentido, cree que ya estamos en «un escenario de desaceleración y de maduración del ciclo». En su opinión, es muy pronto para hablar de recesión y cree que otro foco importante de preocupación está en el mal resultado de algunas importantes compañías estadounidenses. Gigantes como Apple ya han lanzado su particular «warning profit», rebajando sus proyecciones de ventas y generando un caos en los parqués.

  6. Burbuja inmobiliaria (en China)

    La alargada sombra del ladrillo, en forma de estallido de una burbuja, podría llegar a afectar al crecimiento chino, una advertencia que se repite cada cierto tiempo y que en el informe de XTB se recoge otorgándole bajas posibilidades. Sin embargo, algunos datos en el gigante asiático- cualquier visitante que haya visitado alguna de las grandes ciudades chinas habrá observado la proliferación de elevadas torres con miles de residentes- invitan a reflexionar. Por ejemplo, según un reciente estudio recogido en el informe de XTB, el 22% de las viviendas están vacías (más de 50 millones de apartamentos). De igual modo, se recuerda que el peso del sector inmobiliario en la economía china es del 22% del PIB frente al 4,5% de Estados Unidos o el 4,9% de Alemania. En los prolegómenos de la crisis, en la economía española, rondaba el 14% del PIB. ¿No les resulta familiar?

    Los autores del informe reconocen que el mercado inmobiliario como en España ha sido «una inversión muy popular para los chinos», y que ahora su precio está disparado. En el caso de ciudades como Shanghai, Beijing o Hong Kong su precio representa hasta 45 veces el salario anual. Con estos mimbres, «en el peor escenario los propietarios empezarían a vender sus viviendas provocando una desplome de precios brutal y un recorte en la demanda nacional». Y esto resentiría el consumo, especialmente de materias primas como el cobre que podría caer un 50% hasta los 2.800 dólares. El gigante asiático representa el 50% de la demanda mundial de este mineral.

  7. Brexit

    Es el riesgo con mayúsculas para, al menos, este primer semestre. Urones ha recordado que, tras la votación de este martes, con derrota histórica para Theresa May y la fallida moción de censura de los laboristas, estamos ante «un momento clave de este año».

    El informe de XTB avisa contra un Brexit duro ya que este podría acarrear una caída del PIB británico del 8% según el Banco de Inglaterra, con la tasa de desempleo duplicándose y afectando a la libra, devaluándose hasta un 25% en el escenario apuntado por el Banco de Inglaterra. Entre junio de 2016 y febrero de 2017, la moneda inglesa cayó la friolera del 20%. Este miércoles el euro retrocedía ligeramente respecto a la libra, intercambiándose a 0,88 libras.

    Un organismo que también prevé que en caso de un divorcio sin acuerdo, los tipos de interés puedan escalar hasta el 5,5% y los precios de la vivienda caer un 30%. En cualquier caso, para el informe de XTB una caída del comercio con Reino Unido al socaire del Brexit impactaría sobre países como Noruega, Polonia, Alemania, Francia o Países Bajos.