Oficina de la Agencia Tributaria
Oficina de la Agencia Tributaria - EFE

Hacienda ofrece que las administraciones puedan reponer todas las bajas si cumplen el déficit

El Ministerio deja ya apalabrada con los sindicatos la conversión de más de 270.000 interinos a fijos

Actualizado:

El Ministerio de Hacienda y los sindicatos acercan posturas para rubricar un acuerdo de empleo público. La secretaria de Estado de Función Pública, Elena Collado, se reunió ayer con los principales sindicatos de la Administración –CC.OO. CSIF y UGT– y dejaron casi cerrado el capítulo sobre empleo público. Como señalan fuentes sindicales, Hacienda mejoró su oferta y puso sobre la mesa que todas las administraciones y colectivos públicos puedan cubrir todas sus bajas, eso sí, siempre y cuando cumplan sus objetivos de déficit.

Por ejemplo, si una comunidad autónoma cumple con su meta de déficit, podría cubrir el 100% de sus bajas. En la actualidad la tasa de reposición con carácter general es del 50%, reservada al 100% para servicios públicos como Sanidad, Educación, Agencia Tributaria, protección social o Empleo. En septiembre, Hacienda ya ofreció que la tasa de reposición general subiera al 75%. Sin embargo, el estallido de la crisis catalana a finales de septiembre provocó que se rompieran las negociaciones con sindicatos y partidos para aprobar los Presupuestos de 2018.

Ahora el Ministerio ha reactivado los contactos y ha mejorado su oferta, tras meses de parálisis, con la esperanza de lograr apoyos para aprobar las cuentas. La propuesta de Hacienda también incluye que la tasa de reposición alcance el 115% en sectores prioritarios como Fuerzas de Seguridad. «La oferta puede suponer creación de empleo público neto», apuesta Miriam Pinillos, secretaria de Políticas Públicas de la Federación de Servicios a la Ciudadanía de CC.OO. Si todas las administraciones cumplen el déficit y aprovechan esta ventanilla, la tasa de reposición superará el 100%.

La propuesta contenta a los sindicatos porque, tras años de invierno en la contratación pública, puede acabar aunque progresivamente con la tasa de reposición que aprobó el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero en 2011. Junto a ello, también se dejó ayer casi pactado el proceso de consolidación de interinos a fijos para rebajar la tasa de temporalidad de las plantillas públicas desde el 23,5% al 8% en 2020. Este procedimiento se universalizará a todas las administraciones finalmente, en lo que puede suponer una conversión de entre 270.000 y 300.000 interinos, según los sindicatos. El lunes, la reunión versará sobre salarios públicos.