Inés Baucells

España «suspende» en I+D: invierte 320 euros menos por habitante que la Unión Europea

El sector privado ha mantenido a flote el gasto en estas partidas en 2017, aunque ahora casi 5.000 empresas menos realizan actividades de innovación

MadridActualizado:

Un año más, España «suspende» en I+D. Si bien el objetivo es alcanzar el 2% del PIB de inversión en innovación, investigación y desarrollo, el Informe Cotec 2019 ha sacado a relucir las carencias de nuestro país. El gasto en estas partidas quedó en el 1,2% en 2017 –último año con datos–, lo que supone apenas el 58% de lo que de media se invierte en los países de la Unión Europea. Y las cifras sonrojan a España al hablar de inversión por habitante: 302 euros en España frente a 622euros a nivel comunitario.

Pese a que la tendencia en I+D es avanzar hacia un modelo innovador, los datos muestran lo contrario. La inversión total en 2017 ascendió a 14.052 millones de euros, lo que supone un 6% más (792 millones de crecimiento); tercer año consecutivo al alza. Una cifra esperanzadora, de no ser porque, comparados con nuestros socios europeos, la brecha se ha aumentado en 14 puntos desde 2009. Los 21 puntos que el país ganó hasta el inicio de la crisis económica se han ido perdiendo con la recesión y la recuperación, que no termina de llegar a este sector.

Asimismo, España es –junto a Finlandia y Portugal– el único país europeo que no ha recuperado los niveles de inversión precrisis. En el caso de nuestro país, éste ha caído un 5,8% desde 2009, mientras que en la UE ha aumentado un 22%, en Alemania un 31%, en Reino Unido un 16%, en Estados Unidos un 13%... y así sucesivamente. Por encima de todos destaca China, con un incremento del 99% en gasto en I+D.

Sin embargo, el alza del 6% interanual de España no obedece tanto a la apuesta del sector público. Aunque administraciones y universidades aumentaron la inversión agregada un 3,4%, fueron las empresas con un 8,3% de crecimiento las que tiraron de la estadística. De hecho, con datos ya de 2018, de los 7.003 millones presupuestados a este ámbito, apenas 3.278 millones se llegaron a ejecutar, un 46,8% (dos décimas más en interanual, lo que no ocurría desde 2013).

Las empresas, por tanto, han sido las que han iniciado la remontada en cuanto a inversión. Incluso, el informe detalla que, desde 2008, el gasto de las compañías en estas partidas ha crecido un 40% de media. Aun así, no todo son cifras positivas: si bien hace diez años 15.059 empresas realizaban actividades de I+D, actualmente «solo» lo hacen 10.175, lo que supone alrededor de un 30% menos.

En cuanto al personal de investigación, el Informe Cotec muestra que España permanece muy alejado de la media comunitaria. Si en nuestro país había en 2017 un total de 0,27 investigadores por cada 100 empleados en el sector privado, en la UE eran 0,45 por cada 100 trabajadores. Así, el número total de personas empleadas a tiempo completo en I+D quedó en 216.000 personas, casi 10.000 más que en 2016. Aun así, el dato continúa por debajo de los niveles de principios de la crisis, antes del recorte de la inversión en esta rama, cuando en 2010 había 220.000 personas en este sector.

La excepción en cuanto a investigadores la representa el sector público. En éste había en 2017 0,45 investigadores sobre cada 100 empleados en España; en la UE, en cambio, el dato se queda en 0,41 por cada 100.

Jorge Barrero, director general de Cotec, ha hecho hincapié en que España se recupera lentamente, pero no estamos ya en las cifras de lo peor de la crisis económica. «Podríamos decir que el paciente está grave, pero respira por sí mismo», ha comentado en la presentación del informe.

En la misma línea, Cristina Garmendia, presidenta de la institución, ha destacado al sector privado como principal motor de la inversión en I+D, aunque ha reconocido que todavía hay mucho trabajo por hacer. Tal es así que, en el propio informe, se habla de que es un «reto imposible» alcanzar el 2% del PIB en I+D para 2020.

Presencia institucional

La clase política también estuvo representada en este Informe Cotec 2019; diversos diputados acudieron al acto de presentación, que contó con la presencia de la presidenta del Congreso de los Diputados, Meritxell Batet, y la ministra de Economía, Nadia Calviño. El ausente en esta edición fue el Rey Felipe VI, un fijo en esta cita pero que este año no ha podido acudir por la ronda de consultas con los partidos políticos para la formación de Gobierno.

«Son los mejores datos que hemos conocido desde la crisis», ha comentado Batet, quien ha puesto el foco en el sector privado como gran impulsor de la I+D. La presidenta de la Cámara Baja ha hablado de «punto de inflexión» por la apuesta de las empresas, al tiempo que llamaba a las administraciones a tomar una posición decidida respecto a la innovación.