El accidente de Lorenzo, Pedrosa y Dovizioso
El accidente de Lorenzo, Pedrosa y Dovizioso

MotoGPAsí funcionan los airbags de MotoGP

Organizadores, técnicos y pilotos reflexionan sobre los riesgos en MotoGP tras las tragedias de Salom y Pérez

Actualizado:

Para siempre en Montmeló sonríe Luis Salom, retratado en grafiti en el mural de la curva 12+1. En la mente de todo el planeta MotoGP, su recuerdo, y también el de Andreas Pérez. Los pilotos son los más conscientes de los riesgos que corren, entienden las fatalidades, y asumen las consecuencias, pero también se sienten seguros. A la velocidad con la que corren, la tecnología avanza para protegerlos. Se ha reasfaltado el circuito, eliminando los baches y recuperando el mejor trazado para las motos. Este año, es obligatorio el sistema de airbags para todas las categorías. Todo para evitar las tragedias, pero el riesgo, y la suerte, también toman la salida.

«Intentamos poner toda nuestra experiencia, pero se siguen escapando cosas. En este deporte es a lo que estás expuesto», dice Dani Pedrosa. «Puede ser que se nos olvide a veces, pero estamos expuestos a muchos peligros en la vida. Si Andreas volviera no dejaría de ir en moto», afirma Joan Mir. «Peligro siempre hay, pero también en la calle. Cuando pasan estas cosas, yo me siento más seguro dentro que fuera del circuito», añade Marc Márquez. «Es imposible un Mundial cien por cien seguro porque cada caída es distinta, depende de si hay un piloto detrás, de la suerte… Tratamos de que cada vez las motos, los monos, los trazados, las escapatorias sean más seguras. Los pilotos son nuestra prioridad», asegura Carlos Ezpeleta, director deportivo de Dorna, organizadora del campeonato.

Imagen del airbag
Imagen del airbag - Alpinestars

De la obligatoriedad de los airbags se habló con todas las partes. «Con la reglamentación se necesita un consenso con todas las marcas y equipos, para que todos los pilotos tengan el mínimo estándar de protección», continúa Ezpeleta. Una de esas marcas es Alpinestars, que no solo vela por la seguridad de los pilotos que llevan su nombre en el mono, sino que da cobertura a otras que no han alcanzado tanto desarrollo tecnológico. «El sistema Alpinestars Tech-Air protege el torso superior. Se compone de un chaleco, que contiene el airbag, el sistema sensor, la electrónica y el mecanismo de inflado, dentro de un protector de espalda que se encaja en el mono», explica para ABC Jeremy Appleton, de Alpinestars. Y continúa: «El sistema controla al piloto cada dos milisegundos. Si nota que se desestabiliza o puede producirse un impacto inminente, un algoritmo procesa los datos hasta que se decide si requiere protección. La decisión tarda entre 8 y 50 milisegundos en tomarse; y una vez disparado, el airbag se infla en 25 milisegundos. Y cada chaleco permite inflar dos airbags por separado, para que el piloto, aunque tenga una caída, y siempre que el traje no haya sido dañado de forma completa, pueda tener otra protección».

Imagen del airbag en el mono del piloto
Imagen del airbag en el mono del piloto - Alpinestars

Sistema autónomo

Es un sistema autónomo, no registra interrupciones ni interferencias. Ha evolucionado con datos de más de un millón de kilómetros de pruebas, 800 caídas en carrera y otras en laboratorio. Pero siempre hay una, específica, única, que no entra en los algoritmos. Las de Salom o Pérez. «Hacer MotoGP completamente seguro es un reto porque influye la mano del hombre y una toma de decisiones impredecibles, pero es nuestro objetivo: acercarnos a la seguridad plena», sentencia Appleton.

Aunque la obligatoriedad de los airbags es de este curso 2018, Alpinestars lleva más de una década ofreciendo este servicio a los pilotos. «La tecnología necesita su tiempo para desarrollarse, por lo que solo con la llegada del sistema autónomo de Tech-Air ha podido estar disponible para pilotos que utilizan monos diferentes a los que fabrica Alpinestars. Tenemos un departamento dedicado a la protección de la seguridad activa desde el año 2000. Fuimos pioneros en el uso de un sistema de airbag completamente incluido en el mono y desde entonces hemos estado perfeccionando la investigación y el desarrollo constantemente. El Mundial de MotoGP es un excelente campo de pruebas y hemos trabajado con los mejores pilotos en las condiciones más exigentes posibles. En cada carrera y cada test, Alpinestars tiene técnicos para recopilar los datos y comentarios directamente de los pilotos», añade Appleton, en constante evolución para mejorar la seguridad.

Cada airbag está acoplado de forma milimétrica en cada mono de cada piloto de forma individualizada, pero no tiene por qué producirse ningún daño en el sistema aunque el mono quede dañado por alguna caída leve. «Y puede cambiarse fácil y rápidamente, quitando el chaleco entero y reemplazándolo por otro. A menos que el traje de moto esté seriamente dañado, Tech-Air no necesita ser cambiado a un traje nuevo. Y en cada Gran Premio puede ser reparado y ajustado si hay algún percance».

También Dorna prioriza cada detalle para que el espectáculo de MotoGP se quede en la pelea por la victoria, por la posición, por el título. «Estamos en mejora continua. El airbag este año es el primer paso, pero dentro de dos años mejoraremos todavía más esas protecciones. Y para 2019 se instalará un nuevo sistema de homologación de cascos para reducir traumatismos craneales», sentecia Ezpeleta. Para que cada domingo