La juez María Núñez Bolaños
La juez María Núñez Bolaños - ABC
Tribunales

Caso Faffe: Archivada la supuesta «filtración» a ABC que la juez Núñez pidió investigar

La magistrada solicitó al juzgado de guardia que investigase si había infracción penal

SevillaActualizado:

El juzgado de Instrucción número 4 de Sevilla ha archivado la investigación sobre la supuesta filtración a ABC del vídeo de la declaración judicial del exdirector general de la Fundación Andaluza Fondo de Formación y Empleo (Faffe), Fernando Villén Rueda. Fue la juez María Núñez Bolaños quien dictó una providencia el pasado 13 de noviembre por la que solicitó al juzgado de guardia que investigara la noticia publicada en la web de ABC de Sevilla el 23 de octubre «por si los hechos fueran constitutivos de infracción penal».

Las diligencias previas 2467/2018, como se denominó la investigación iniciada a instancia de la instructora del caso Faffe, han tenido un recorrido muy corto. El juez de Instrucción 4 de Sevilla que abrió la investigación, ha dictado un auto de archivo provisional por falta de autor conocido, según confirmaron a ABC fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía.

El letrado de la administración de Justicia, en una diligencia, hizo constar que en la página web de ABC de Sevilla «aparece la grabación de la declaración prestada en este juzgado y en las presentes actuaciones por Fernando Villén Rueda el día 11 de octubre».

El ex director de la Faffe está investigado por pagar 31.969 euros con tarjetas para gastos de representación en cinco clubes de alternedurante seis de los ocho años en los que estuvo dirigiendo esta fundación de la Junta de Andalucía que se financiaba con subvenciones autonómicas para impartir cursos de formación. En el vídeo publicado por ABC, Villén reconoció que acabó en el club de alterne Don Angelo, donde abonó en una noche 14.737 euros con una tarjeta oficial, después de haber conseguido «varias» subvenciones para esta entidad dependiente de la Consejería de Empleo de la Junta de Andalucía.

ABC dio difusión a la grabación audiovisual de la declaración atendiendo al indudable interés periodísticoy al derecho de los lectores a ser informados de una causa mediática.

Con la llegada de Núñez al juzgado donde se instruyen las macrocausas de los ERE, Formación y Faffe, entre otras, cambió el sistema que empleaba su antecesora, Mercedes Alaya, a la hora de dejar constancia de las manifestaciones de los investigados. En lugar de levantar un acta de la declaración que ratificaba con su firma el investigado al término de la misma, Núñez optó por ordenar grabaciones audiovisuales de las comparecencias. En uno u otro sistema, se trata de testimonios que llegan a las partes de un proceso y de los que se hacen eco los medios de comunicación durante la fase de instrucción. No son filtraciones que interfieran en el proceso judicial, puesto que se trata de comparecencias que ya se habían producido.

En otra providencia dictada el mismo día, la titular del Juzgado de Instrucción número 6 de Sevilla pidió investigar la presunta comisión de un delito de revelación de secretos por la filtración del último informe de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional en el marco de la causa judicial abierta contra el exconsejero andaluz Ángel Ojeda por las presuntas irregularidades en los cursos de formación financiados por la Junta. En estas diligencias se analiza el destino de los 33 millones de euros mediante subvenciones excepcionales que recibieron las empresas del Grupo Prescal, pertenecientes al exconsejero, para formar a los extrabajadores de la factoría Delphi.