Huella dactilar regenerada por la Policía Científica al desaparecido
Huella dactilar regenerada por la Policía Científica al desaparecido - ABC
SUCESOS

Encuentran el cadáver de un varón desaparecido hace un mes en la rambla Bayyana

La Policía Científica ha tenido que regenerar las huellas dactilares para su identificación, ya que el cuerpo estaba en avanzado estado de descomposición

AlmeríaActualizado:

En la rambla del Bayyana, junto a la capital almeriense, sin signos de violencia, la Policía Nacional ha localizado el cadáver de J.F.S.M. de 46 años, desaparecido el pasado 12 de julio. Fue su padre quién denunció su ausencia y a partir de ese momento comenzó la búsqueda.

De este modo, pudieron comprobar que el desaparecido hacía casi un mes que no recogía la medicación del tratamiento de desintoxicación al que se estaba sometiendo de manera voluntaria, y su cuenta bancaria, en la que percibía una prestación, carecía de movimientos recientes.

Los agentes también se pusieron en contacto con el Servicio Andaluz de Salud, dónde quedó registrado el 21 de junio la última asistencia sanitaria, con derivación a alta al día siguiente. De este modo, se activó el protocolo por una desaparición inquietante y se procedió a realizar los comunicados correspondientes con difusión a nivel local y a nivel nacional al Centro Nacional de Coordinación.

Con la entidad bancaria se acordó grabar una alerta a nivel nacional, con el fin de poner en conocimiento de los investigadores los futuros movimientos que se produjeran en la misma, en caso de haberlos. Igualmente, se solicitó al Juzgado de Instrucción de Guardia número uno de los de Almería mandamiento judicial a fin de poder obtener información sobre el número de teléfono que tenía esta persona en el momento de la desaparición, a fin de observar tráfico de llamadas y sms efectuados.

Una vez realizadas estas primeras gestiones, se intensificó la investigación sobre el entorno que frecuentaba el desaparecido, así como sus conocidos, a los que se citó en dependencias policiales y se les requirió la colaboración necesaria para que acompañasen a los agentes de policía que llevaban el caso a los lugares que pudiera haber frecuentado el ex-toxicómano, estableciéndose un dispositivo de búsqueda por la cuevas del entorno y pozos de las barriadas de Pescadería y el Quemadero, cuyo resultado fue infructuoso.

Identificado por las huellas dactilares

Finalmente, el 27 de julio un transeúnte comunicó a la Policía Nacional haber hallado un bulto entre unos matorrales en la rambla de Bayyana, bajo el puente de la Autovía del Mediterráneo, tratándose de un cuerpo sin vida. Una vez desplazados hasta el lugar de la aparición, la inspección ocular practicada confirmaba las sospechas de los investigadores de que dicho cuerpo inerte y en avanzado estado de descomposición se trataba del desparecido J.F.S.M al que llevaban 15 días buscando sin cesar, si bien las huellas dactilares regeneradas y tratadas para la identificación por la Brigada de Policía Científica son las que identifican sin ningún género de duda al fallecido/desaparecido.

Trasladados los restos mortales al Instituto de Medicina Legal el resultado de la autopsia concluye que el cuerpo no presentaba síntomas de violencia, por lo cual se desprende que al lugar del hallazgo acudió de manera voluntaria, y las causas de la muerte fueron naturales y no provocadas.