La Duquesa de Cambridge y Meghan Markle, similitudes y diferencias entre las futuras cuñadas

El interés mediático que está suscitando la todavía novia del Príncipe Harrry está haciendo sombra a la que puede ser la futura Reina consorte de Inglaterra

MADRIDActualizado:

De Catalina de Cambridge (de soltera Kate Middleton) interesa todo: estilismos, viajes, gustos, familia... pero ahora tendrá una dura rival en su futura cuñada, Meghan Markle. El interés mediático que está suscitando la todavía novia del Príncipe Harrry está haciendo sombra a la que puede ser la futura Reina consorte de Inglaterra.

1. Catalina de Cambridge, la apacible vida en la campiña

Los Duques, durante el anuncio de su compromiso en 2010
Los Duques, durante el anuncio de su compromiso en 2010 - EFE

Familia Unida

El matrimonio formado por Carole y Michael Middleton, padres de la Duquesa de Cambridge, apenas podía imaginar que su primogénita -además de Catalina, tienen dos hijos: Pippa y James- acabaría convirtiéndose en la esposa del Príncipe Guillermo de Inglaterra. Nacida en el seno de una familia acomodada, Catalina creció en la apacible campiña inglesa, en Bucklebury, en el condado de Berkshire (sureste del país). Sus progenitores son dueños de una exitosa empresa de celebraciones infantiles. En mayo, su hermana Pippa se casó con el multimillonario James Matthews, mientras que su hermano James está soltero.

Estudiante aplicada

La Duquesa de Cambridge asistió a la Universidad de St. Andrews, en Escocia, donde estudió Historia del Arte. Al igual que en su perfecto papel como Duquesa, Catalina destacó en la univesidad por ser una joven aplicada y muy estudiosa, que recibió numerosas condecoraciones. Fue una de las mejores en hockey y natación.

Amigos bien relacionados

Su paso por la prestigiosa universidad y los círculos en los que se ha movido su familia propiciaron que Catalina se haya rodeado siempre de amistades de la alta sociedad británica. De cualquier manera, su mayor apoyo es su hermana Pippa y su nueva secretaria privada, Catherine Quinn. Ellas son sus personas de confianza, a las que les cuenta sus confidencias y les consulta cada paso que da.

Largo noviazgo

Catalina y el Príncipe Guillermo hicieron muy buenas migas desde que se conocieron en la Universidad de St. Andrews. El nieto de la Reina Isabel II tardó en reconocer que se sentía atraído por la primogénita de los Middleton. No fue hasta que la vio desfilando en picardías, por una causa benéfica. Se quedó totalmente prendado de ella. «¡Guau, Kate es sexy!», comentó a un amigo.

Anuncio de compromiso

Ocho años tuvieron que pasar para que los Duques de Cambridge anunciaran su compromiso en uno de los salones del Palacio de St. James, el 16 de noviembre de 2010. Para la rueda de prensa, Catalina quiso hacer un guiño a la difunta madre de su esposo, Diana de Gales, luciendo un vestido azul.

2. Meghan Markle, la niña que se crió en un plató de cine

Harry y Meghan, en su primera aparición tras anunciar la boda
Harry y Meghan, en su primera aparición tras anunciar la boda - EFE

Una familia dispar

La de Meghan Markle dista mucho de asimilarse a los perfectos Middleton. La actriz estadounidense procede de una familia de clase media y algo dispersa. El matrimonio de sus padres, Doria Radlan -una instructora de yoga afroamericana y trabajadora social- y Thomas Markle -un exdirector de fotografía de cine y televisión- hizo aguas cuando ella todavía era una niña, algo que no le ha impedido llevarse bien con ambos progenitores. Con quien la relación no es tan fluida, más bien todo lo contrario, es con su hermanastra Samantha Grant, fruto del primer matrimonio de su padre. Desde que se oficializó el noviazgo con el Príncipe Harry, no ha hecho más que torpedear su idilio. Hace unos meses anunció, a través de una de sus redes sociales, su intención de publicar un libro sobre las indiscreciones de Markle, además de asegurar que era una aprovechada que solo tiene «ambiciones reales». Por el contrario, con su hermanastro Thomas Jr. parece que se lleva de maravilla.

Nacida para el estrellato

Meghan Markle nació para ser actriz. Desde muy pequeña, su padre la introdujo entre bambalinas y le enseñó los secretos de la profesión, despertando su gusanillo. Después de intepretar varios papeles en series y películas de cierto renombre, le llegó su gran oportunidad de la mano de «Suits», ficción que la catapultó y la convirtió en la estrella de todas las alfombras rojas. Cabe señalar que ella también pasó por la Universidad.

Círculo variopinto

Su trabajo le ha permitido conocer a un nutrido grupo de amistades bien conocidas. Entre sus mejores amigas figuran la tenista Serena Williams, la actriz Abigail Spencer, compañera de la serie «Suits», la estilista Jessica Mulroney y la diseñadora de moda Misha Nonoo, que fue quien hizo de cupido para la pareja.

Rápido noviazgo

Un año es el tiempo que han necesitado Markle y el Príncipe Harry para saber que están hechos el uno para el otro. Casi a la misma velocidad con la que se quedó encandilado el nieto de la Reina Isabel II al verla en la serie «Suits».

Compromiso

Al igual que su hermano, Harry también quiso homenajear a su madre haciendo su primera aparición con su prometida en el Jardín Blanco dedicado a Diana de Gales.