Gran Premio de Brasil

Hamilton hace sudar a Rosberg

Logra la pole por una décima y tapona al alemán, que podría ser campeón del mundo mañana si gana. Alonso, décimo

Hamilton hace sudar a Rosberg

Lewis Hamilton le hace sudar a Nico Rosberg. En Interlagos consiguió la pole de la penúltima carrera del Mundial, en la que su compañero se puede proclamar campeón del mundo si gana. Solo una décima de diferencia entre ambos, suficiente para que Hamilton meta presión al alemán. Alonso selló una clasificación brillante, en la que ingresó en la Q3 con solvencia. Saldrá décimo.

El circuito de Interlagos seduce a los pilotos por su configuración tradicional. Mezcla de todo, curvas rápidas, largas rectas, alguna frenada potente... Un trazado que mide realmente la solvencia de cada coche. Y por ahí el McLaren volvió a enseñar alguna gotera. Jenson Button quedó eliminado en la ronda inicial, la Q1, y Fernando Alonso, que logró el undécimo mejor tiempo, fue sin embargo uno de los más lentos en velocidad, el decimoctavo. Peor fue para Carlos Sainz, el coche más lento de toda la parrilla en las rectas.

Sainz no pasó del segundo golpe de telón, ya que el Toro Rosso mostró carencias de potencia para acceder al tramo de los diez mejores. También se despidió Felipe Massa, el ídolo local que deja la Fórmula 1 y está compungido estos días en Sao Paulo, su ciudad. Mejor le fue a Alonso, quien sacó una vuelta magnífica para colocarse séptimo e ingresar en la Q3.

La pelea por la pole fue de nuevo un monopolio Mercedes. Sin otro rival que su compañero de garaje, Hamilton y Rosberg se enfrascaron en una lucha intensa y magnífica que hizo sonreír a los prebostes del equipo, Toto Wolf y Niki Lauda. Hamilton ganó la serie por una décima, un suspiro que le permite salir primero en Interlagos y meter presión a su compañero. Alonso se clasificó décimo.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios