Villa Popeye en Malta
Villa Popeye en Malta

Villa Popeye celebra los 90 años del «marino» más famoso del mundo

El parque temático de Malta fue el set de rodaje de la película de Walt Disney protagonizada por Robin Williams

Actualizado:

Para aquellos que tengan cumplidos los 40 años guardarán un recuerdo especial de aquel personaje de ficción que comía espinacas para volverse invencible. Noventa años han pasado desde la primera aparición de Popeye el Marino que pasó, en poco tiempo de la tira cómica «Thimble Theater» a la pequeña pantalla. En 1980, Robin Williams protagonizaría la película de Walt Disney.

Una pequeña localidad de Malta, la Bahía del Ancla o Anchor Bay, se convirtió en una auténtica aldea marinera construida en madera mandada traer desde Holanda y Canadá. Unas 20 estructuras se levantaron para dar forma a Villa Popeye un set de rodaje que pasó a ser un auténtico parque de atracciones dedicado a uno de los personajes de dibujos animados más famosos de la historia.

Popeye Village está compuesto por 19 curiosas casitas de colores y en él diariamente se llevan a cabo varias actividades para entretener a todos los visitantes que van desde demostraciones de fabricantes de vidrio soplado, espectáculos de marionetas, un mini-golf o una degustación de vinos gratuita para adultos. Además se pueden conocer a los personajes principales de la película -Popeye, Olivia, Bluto y Wimpy-, realizar paseos en barco por la bahía, acudir a varios espectáculos, visitar los diferentes museos y los niños podrán disfrutar en grande jugando en los trampolines de agua.

Bucear en Anchor Bay

La visita al parque temático es, además, una ocasión ideal para admirar uno de los mejores lugares de la isla de Malta y practicar el buceo en Anchor Bay, con sus aguas cristalinas que atraen todos los años a miles de submarinistas de todo el mundo que se adentran en lugares como la Cueva del Escorpión con una vida marina magnífica con morenas, peces de escorpión o meros.

Desde 1929

El famoso personaje de historieta Popeye el marino, fue creado por el dibujante estadounidense Elzie Crisler Segar y llevado a la pantalla por Dave y Max Fleischer. En 1929 vimos por primera vez a este marino (en realidad, marinero) con un brazo de hierro, la pipa permanente en la boca, el ojo un poco desviado bajo su gorro, un ancla tatuada y la lata de espinacas siempre lista para ser engullida y darle superpoderes.