El alcalde de Coripe ha pedido perdón a los padres de Gabriel y dice que su pueblo no es racista
El alcalde de Coripe ha pedido perdón a los padres de Gabriel y dice que su pueblo no es racista - ABC
CORIPE

El alcalde de Coripe pide perdón a los padres de Gabriel y dice que su pueblo «no es racista»

Ha admitido que «pudo haber insultos, ni se sabe por parte de quién, pero hay que entender la idiosincrasia de un pueblo y de una tradición, en la que no hay maldad»

ABC
CORIPEActualizado:

El alcalde de Coripe, donde el Domingo de Resurrección se quemó una figura que representaba a la asesina confesa del niño Gabriel Cruz, ha pedido perdón a los padres del pequeño por «el revuelo que se ha formado» y ha asegurado que en su pueblo «no somos racistas».

En declaraciones a Efe, Antonio Pérez ha defendido la tradición de la «Quema de Judas», según la cual cada Domingo de Resurrección se quema una figura que representa a alguien conocido por haber realizado alguna mala acción y que se mantiene en secreto, tras ser elegido por las familias de los alumnos de segundo de ESO del instituto del pueblo para sufragar con las actividades paralelas de la jornada parte de su viaje de fin de curso.

El alcalde, que ha reconocido que pensaba que este año el «quemado» iba a ser Puigdemont, ha pedido perdón a los padres de Gabriel, que hoy ha emitido un comunicado en el que muestran su «frustración, tristeza y pesar» por lo ocurrido en Coripe.

«Nunca pensamos que se armaría esto», ha dicho el alcalde de Coripe, que ha recordado que el pueblo tiene unos 1.300 habitantes, y que el domingo había muchas más personas en la plaza.

Ha admitido que «pudo haber insultos, ni se sabe por parte de quién, pero hay que entender la idiosincrasia de un pueblo y de una tradición, en la que no hay maldad, pudo haber insultos pero no hubo racismo».