Los Happy Losers
Los Happy Losers

25 años de Rock Indiana, el paraíso de las guitarras exquisitas

El sello madrileño celebra su aniversario con dos noches de conciertos este fin de semana en El Sol

MadridActualizado:

El 26 de enero de 1994, en una sala El Sol absolutamente abarrotada, se presentaba el número 0 del fanzine Rock Indiana, que se vendía acompañado por el primer disco de los Protones, un arrollador Ep de tres canciones que se agotó enseguida y que se convirtió en una cotizada pieza de colección para los amantes de la música de guitarras.

El de aquella noche de invierno fue un concierto memorable, un más que prometedor comienzo para un sello discográfico que nacía casi más con el corazón que con la cabeza. Aunque quizá no tan prometedor como para pensar que, un cuarto de siglo después, aquella modesta empresa que entonces daba sus primeros pasos seguiría en marcha, buscando buenos grupos, organizando conciertos y editando (hasta la fecha más de 400) excelentes referencias sin más premisa que «la firme convicción de que la buena música vale la pena, y manteniendo, contra viento y marea, una actitud genuina y radicalmente independiente», explica su fundador y colaborador de este diario, Pablo Carrero. «En aquella época nos dimos cuenta de que, otra vez, empezaba a haber un interesante movimiento de grupos que valían la pena. De forma casi casual nos topamos con los Protones en el Siroco y no nos podíamos creer que hubiera un grupo tan bueno sin sello discográfico, así que formamos el nuestro propio», declara Carrero.

El sello, levantado junto a su socio Fito Feijoó, poco a poco fue descubriendo a muchas otras bandas fabulosas como Berracos, Happy Losers, The Sunday Drivers, Malconsejo, Bombones o Winnerys; lanzando joyas ocultas del pop británico (Farrah, Bronco Bullfrog, Breakdowns), australiano (Pyramidiacs, Wellingtons, Bryan Estepa), francés (Sweet Apple Pie), italiano (Sick Rose o Radio Days) o americano (Cloud Eleven, Bottle Kids); e incluso rescatando del olvido a figuras esenciales de la nueva ola española (Mamá, Los Brujos) y extranjera (Paul Collins, The Rubinoos o The Records).

La creación de una escena

Durante aquellos primeros tiempos, los dos jóvenes emprendedores pasaron jornadas «muy divertidas y agitadas; de mucho trabajo tambien», recuerda Carrero. «Pasaban cosas constantemente y estábamos siempre muy ocupados yendo a conciertos de muchísimos grupos, escuchando las maquetas que nos enviaban, y preparando el lanzamiento de nuevos discos». Y ahora, veinticinco años después, Carrero y Feijoó se asombran con regocijo «por el catálogo que hemos llegado a confeccionar y la cantidad de buenos discos que hemos sacado, y seguimos sacando. Creemos que hemos contribuido a la creación de una escena alternativa consistente y cuajada de buenos grupos».

Para celebrar este aniversario, Rock Indiana ha organizado una doble fiesta en El Sol (viernes y sábado a partir de las 22 horas; 12 euros y 14 en taquilla) con cuatro de las bandas protagonistas de los primerísimos tiempos del sello. El exquisito pop de guitarras y espléndidas armonías vocales de los Happy Losers se cita el viernes con la energía de los Feedbacks, auténticos maestros del power-pop patrio. El sábado, el personal punk melódico de los Berracos hará lo propio con el contagioso y enérgico pop guitarrero de los imbatibles Protones, Además, en ambos conciertos habrá jugosas sorpresas con invitados de lujo en lo que se presenta como «una cita verdaderamente ineludible para cualquier aficionado al rock de guitarras y melodías», promete Carrero.