Un estudio revela las deficiencias de los menús escolares, según la percepción de los padres
Un estudio revela las deficiencias de los menús escolares, según la percepción de los padres

¿Comerías a diario en el colegio de tus hijos?

El 94% de los padres y madres españoles opina que la alimentación en los comedores escolares «necesita mejorar», según revela un estudio

Actualizado:

Faltan frutas y verduras y sobran ultraprocesados con exceso de grasas y azúcares en los menús escolares de España. Esta es una de las principales conclusiones del estudio «Valoración de los padres sobre la alimentación escolar en España», (realizado por Kantar para Plátano de Canarias) que revela algunas de las principales críticas de los padres a a los comedores escolares. El 56% de los consultados pide una mayor presencia de vegetales y frutas «con buen sabor», el 46% de los entrevistados solicita que haya una reducción de ingredientes grasos, el 40% pide que haya menos azúcares, también es relevante una mayor presencia de pescados para otro 40%. Otras demandas interesantes son la mayor variedad de platos (37%) y la reducción de sal (29%). Además, el 90% de los padres opina que sus hijos deberían tomar más piezas de fruta en el comedor del colegio.

En cuanto a la información que incorporan los menús escolares, aunque el 88% de los padres confirma que incluyen el listado de los platos que van a comer cada día los niños, sorprende que solo un 24% de ellos afirma que estos menús incluyen información sobre la calidad y el origen de los ingredientes, o sobre las cantidades de cada ración que comen sus hijos.

A pesar del bajo porcentaje de menús que incluyen estos datos, los padres afirman que la calidad de la materia prima debería ser el requisito más importante con el que debe contar un comedor escolar, con un 42%; seguido por la variedad del menú, con un 37%. A distancia se encuentran factores como el precio del comedor (6%), contar con un personal para ayudar a que los niños coman toda la comida, el sabor de los alimentos y el horario de las comidas (todos ellos con un porcentaje cercano al 5%).

Ante esta instatisfacción de los padres con la alimentación de sus hijos en el entorno escolar, Sergio Cáceres, director de Marketing de Plátano de Canarias, pone el acento, sin embargo, en algo que puede resultar contradictorio. Y es el hecho de que apenas el 12% de los padres valora el colegio de sus hijos en función del comedor escolar y que para el 38% de los encuestados éste es un criterio que no influye en absoluto en su decisión sobre un colegio u otro.

Cómo mejorar los menús escolares

A la luz de estos datos, el dietista-nutricionista Carlos Ríos, creador del movimiento RealFooding, insistió en la importancia de que sean los padres los que ejerzan presión para mejorar los menús escolares, siendo conscientes de que una parte de la industria alimentaria está interesada en vender productos ultraprocesados que no son saludables. «Una de las razones por la que los niños comen menos fruta tiene que ver con que los ultraprocesados están diseñados para ser adictivos. Acostumbramos su paladar a comar estos productos superazucarados y después no saben valorar los alimentos de verdad. Habría que empezar por reeducar el paladar de los niños para que valoren y se acostumbren al sabor real de la comida», exlica. A su juicio, la idea no es que los niños vean comer fruta y verdura como un castigo, sino como un placer y que sean ellos los que pidan merendar zanahorias o plátanos. «Subestimamos a los niños. Creemos que hagamos lo que hagamos ellos van a preferir un bollo ultraprocesado y eso no es verdad», afirma.

Carlos Ríos y Sergio Cáceres, durante la presentación del estudio sobre la valoración de los comedores escolares
Carlos Ríos y Sergio Cáceres, durante la presentación del estudio sobre la valoración de los comedores escolares

Para contribuir a este cambio el experto propone que los comedores escolares presenten y elaboren esta comida saludable de modo apetecible para los niños. Una cuestión que resulta especialmente importante, sobre todo si tenemos en cuenta que, según el estudio sobre la valoración de los padres de los comedores, el 96% de los consultados vincula de forma directa el sabor de los alimentos y la facilidad con la que sus hijos adquieren hábitos de alimentación saludable.

El creador del RealFooding está convencido de que invertir en despertar conciencias y en la educación alimentaria es un ahorro a largo plazo, pues son muchas las enfermedades a las que estamos expuestos por abusar de los ultraprocesados y por no seguir una alimentación saludable. Y si hablamos de inversión, los padres lo tienen claro, pues las conclusiones del estudio recogen que el 82% de los padres estaría dispuesto a pagar más por el menú escolar con la condición de que sus hijos coman frutas con mejor sabor y de calidad en el colegio.

Piden debate y medidas legislativas

Tras valorar los resultados que arroja el estudio, realizado por Kantar sobre una muestra significativa de 2.000 padres y madres, desde Plátano de Canarias se ha lanzado una campaña concienciación social unida a una iniciativa en Change.org en favor de una regulación en todas las Comunidades Autónomas que dé más protagonismo a la labor de los colegios en la adquisición de hábitos saludables de los jóvenes y que asegure la calidad y los productos de cercanía en los comedores escolares.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia