Vea en el vídeo el estado en el que quedó el vehículo accidentedo, en el que perecieron dos jóvenes - Ayuntamiento
Sucesos

Así fue el violento accidente en el que dos jóvenes murieron y otros cuatro salieron despedidos

Investigan el exceso de velocidad como causa de la tragedia ocurrida en el Batán. Uno de los heridos está en estado crítico

MadridActualizado:

Seis jóvenes que venían de fiesta y se dirigían a sus domicilios a primera hora de la mañana del domingo no pudieron regresar. Dos de ellos no lo harán nunca, ya que murieron en el acto tras sufrir un aparatoso accidente de tráfico. El resto se encuentra en varios hospitales de Madrid en distinto estado de gravedad, salvo uno, que está en estado crítico.

El grupo, integrado por cuatro chicos y dos chicas de unos 20 años, viajaban en el mismo turismo, infringiendo la ley, ya que los ocupantes de un utilitario no pueden superar los cinco. Quizá querían ahorrarse un taxi sin saber las dramáticas consecuencias que ello iba a acarrearles.

Sobre las 6 horas, a la altura del número 163 del paseo de Extremadura, justo en la bifurcación que separa esa vía de la A-5, sentido entrada a Madrid (a la altura del Batán), el vehículo perdió el control por causas que están siendo investigadas y acabó estampándose contra la mediana. Antes, se llevó por delante todo lo que halló a su paso:un panel informativo, una farola, parte del guardarraíl, un cuadro eléctrico... El impacto fue brutal. Tal es así, que los cuatro pasajeros que ocupaban el asiento trasero salieron despedidos y quedaron esparcidos por la calzada, informó una portavoz de Emergencias Madrid.

El conductor y una de las viajeras que fue lanzada al exterior, a consecuencia del virulento golpe, perecieron en el acto. El copiloto, el único que no perdió el conocimiento y permaneció en su asiento, atrapado entre el amasijo de hierros en el que quedó convertido el coche, tuvo que ser rescatado por los Bomberos del Ayuntamiento de Madrid. Tras ser atendido por los sanitarios del Samur-Protección Civil, fue evacuado hasta el Hospital Doce de Octubre donde permanece ingresado con pronóstico reservado. Todavía no se le ha tomado declaración.

Sepultados por el amasijo de hierros

Al menos, un par de las personas que salieron despedidas del coche tuvieron que ser excarceladas por los bomberos, ya que quedaron semienterradas entre el diverso material metálico arrastrado por el turismo.

De estos tres heridos, todos ellos con politraumatismos y pérdida de conciencia, que tuvieron que ser intubados, el peor parado fue un joven que ingresó en estado crítico en el Gregorio Marañón. Otra muchacha fue trasladada hasta el Doce de Octubre, con pronóstico muy grave. El mismo que el último lesionado que permanece en el Hospital Clínico San Carlos.

La Unidad de Tráfico Policía Municipal se ha hecho cargo del caso e investiga las causas del siniestro en el que no se vio implicado ningún otro vehículo. Según los primeros indicios, todo apunta al exceso de velocidad. Se desconoce si el conductor había bebido alcohol. Se le ha extraído sangre para su análisis.

La A5 permaneció cortada en su totalidad en sentido Madrid desde el Batán, así como otro carril en dirección a Extremadura hasta las 9 horas con el fin de facilitar las tareas de rescate de las víctimas, la actuación de las ambulancias y la retirada de los objetos esparcidos por la calzada.