Imagen tomada este martes en el domicilio de Eduardo Zaplana en Valencia
Imagen tomada este martes en el domicilio de Eduardo Zaplana en Valencia - ROBER SOLSONA
Reacciones

«Eduardo Zaplana dijo que se metía en política para forrarse y ha cumplido con su palabra»

PSOE y Compromís cargan contra el expresidente valenciano ante el último frente por corrupción del PP

VALENCIAActualizado:

La detención de Eduardo Zaplana en el marco de una operación por blanqueo de capitales, cohecho, prevaricación, fraude y delito fiscal ha vuelto a convulsionar la política valenciana, marcada en la última década por la sucesión de causas judiciales relacionadas con la corrupción.

De hecho, la operación de la Fiscalía Anticorrupción que lleva el juzgado número 8 de Valencia investiga las adjudicaciones de las ITV concedidas a la familia Cotino cuando Zaplana era presidente de la Comunidad Valenciana (entre 1995 y 2002), según ha podido saber ABC. El PP ya le ha suspendido de militancia.

Para el líder del PSOE, Pedro Sánchez, ve en la detención del exministro popular Eduardo Zaplana "otra muestra de la corrupción que el PP esparce por todas las instituciones".

El portavoz del PSPV-PSOE en las Cortes Valencianas, Manolo Mata, ha asegurado que la detención del expresident de la Generalitat "estaba cantada" y que si hubiera ocurrido "hace muchos años" se habrían ahorrado "muchos disgustos" porque todos sus sucesores del PP en ese cargo, salvo Alberto Fabra, "tienen problemas y muy serios". «Con él empezó todo y ahora le detienen por lo mismo por lo que cayó Al Capone», ha zanjado.

Mientas, el portavoz de Compromís, Joan Baldovi, ha recordado que el expresidente de la Generalitat dijo en su momento que se había metido en política para "forrarse", y ha cumplido "con su palabra". El nacionalista ha hecho alusión de las escuchas teléfonicas del caso Naseiro, que finalmente fueron anuladas.

Baldoví, en declaraciones en el Congreso, ha dicho no estar nada sorprendido por la detención de Zaplana y ha señalado que durante su etapa política, ha desempeñado cargos, primero como alcalde de Benidorm, después presidente valenciano y por último ministro, que le han permitido "poder adjudicar muchos contratos y beneficiar a muchas empresas".

Mientras, en un mensaje publicado en su cuenta de Twitter, la vicepresidenta de la Generalitat, Mónica Oltra, ha destacado la detención de Zaplana; ha criticado que "hace un mes presumía de legado político en Valencia", y ha asegurado que lo único que dejó el PP en este territorio "es corrupción y robo".