Imagen de la playa de Poniente de Benidorm, donde ocurrieron los hechos
Imagen de la playa de Poniente de Benidorm, donde ocurrieron los hechos - JUAN CARLOS SOLER
Alicante

Se masturba ante un menor en la playa y alega en el juicio que el niño se entrometió en su intimidad

La defensa argumenta que el cuerpo del hombre estaba «cubierto por el agua» y no se veían los genitales

ALICANTEActualizado:

La sentencia de la Audiencia Provincial de Alicante ratifica la condena impuesta a un hombre por masturbarse delante de un menor en una playa de Benidorm (Alicante). El tribunal considera un delito de exhibicionismo al demostrarse que se masturbó en presencia del niño mientras se bañaba desnudo en la playa de Poniente de esta localidad.

La sentencia confirma, así, el fallo previo dictado por el juzgado de instrucción número 4 de dicho municipio, de octubre de 2018, en la que se impone al acusado al pago de una multa de 2.160 euros.

El fallo desestima el recurso de apelación del condenado, C.J.V., en el que alegaba que se había producido una errónea valoración de la prueba ya que, a su juicio, "no puede considerarse exhibición el hecho de estar desnudo".

Es más, su defensa alegaba que "el cuerpo de este estaba cubierto por el agua, no habiendo podido ver sus genitales ninguno de los presentes en la playa, siendo más bien fruto de una intromisión del menor en la intimidad del acusado el hecho de que aquel pudiera ver los genitales de este".

La sentencia rechaza esa argumentación al recalcar que eran veraces el testimonio del menor, de sus padres, a los que alertó de lo que había sucedido, y el del socorrista, que forzó al condenado a salir del agua.

Según el relato del pequeño, el acusado le dijo que se limpiase las gafas que portaba y que bucease.

El niño lo hizo y después salió del agua y contó lo sucedido a sus padres, a quienes les refirió que el acusado estaba tocándose el pene. Los padres dieron aviso de inmediato al socorrista.

En la sentencia recurrida, sí quedó descartado que el acusado intentase aproximarse a otros dos mejores que estaban en una colchoneta con la supuesta intención de exhibirse ante ellos.